hOY ATARDECÍ PENSANDO...

hOY ATARDECÍ PENSANDO... el cacique SABINO ROMERO es el niño que grita "el rey está desnudo...el rey está desnudo..."

martes, 26 de octubre de 2010

La palabra del Presidente y los logros de la dignidad en ayuno radical

El pueblosoberano.net


Ocho dias lleva la Huelga de hambre sostendida por el hermano José María Korta por la libertad de Sabino y los yukpa detenidos, por el derecho Constitucional y legal que tienen los indígenas a ser juzgados por sus propias leyes y procedimientos ancestrales y por la demarcación y entrega de territorios tambien consagrada el el nuevo estamento legal bolivariano, pero incumplida en forma reiterada por la burocracia.

A esta Huelga se sumaron dos hermanos más, el misionero Ramón Dominguez y el activista Li Min Wu.

Hoy se levantará la Huelga en base a una propuesta hecha por el propio presidente Chávez, aún en gira internacional como un acto de fe en su palabra.

La palabra del Presidente

El Presidente Chávez, desde el exterior se ha enterado de esta acción radical y a través de su vocero principal, el Vicepresidente Elias Jaua ha aceptado recibir al hermano Korta considerando de antemano justas las razones expuestas claramente, a condición de que suspenda el ayuno radical que mengua sus vitalidades.

Korta ha aceptado el levantamiento de su ayuno y se mantiene con dignidad a la espera del Presidente. El asunto de la conversación con el Presidente es por su coincidencia con las razones de la acción, expresadas a través con las cinco peticiones o propuestas que motivaron la huelga, que como dice el mismo Korta, “no es para derrotar ni humillar a la revolución sino para que esta se realize y se fortalezca plenamente en los derechos de los pueblos originarios”.

Las torpezas y prepotencias del estado-gobierno

Un día antes una operadora yukpa del Ministerio del Interior, Amalia Pérez, directora de uno de los llamados “centros pilotos” -especie de reservas endógenas- con los que los ministerios han sustituido o eludido la demarcación territorial, se presentó en el edificio con una buseta donde venían, los yukpas familiares de Olegario (uno de los detenidos) y Ever García (yerno de Sabino fallecido en los sucesos).

El resto de los indígenas que sumaban una veintena era hermanos barí dirigidos por un barí que se retiró con Amalia luego de dejar instalado un campamento y unas pancartas que atacaban a Sabino, a la Univerisidad Indígena de Venezuela, acusandola e “ideologizar” a los indígenas y a Korta, de las cuales los hermanos recien llegados no tenían mucha información y evidenciaban mucha confusión al ver la cantidad de hermanos de diferentes pueblos que los recibieron amablemente.

Entre los venidos, está el padre de Ever, Antonio García, quien ha pedido desde el principio castigo para Olegario por la muerte de su hijo, casado con Guillermina, una de la hijas de Sabino, y en su confusión piensa que como la justicia criolla implica cárcel, esta es más efectiva e implica condena inmediata.

Antonio García ha sido atendido por el Ministerio del Poder Popular de Pueblos Indígenas en sus necesidades de vida, pero sorprendentemente no ha superado su confusión inicial sobre la justicia para su hijo. Más sorprendente aún es que muy recientemente Antonio se asimila a otro “centro piloto” dirigido por la yukpa Amalia Pérez antes mencionada y apartir de ahí cambia sus testimonio en el juicio y comienza a acusar a Sabino del culpable material de todos los heridos y muertes ocurridas en los sucesos del 13 de octubre, incluso la muerte directa de su hijo, que estaba del lado de Sabino en aquel conflicto, estas acusaciones incluyen las heridas de la hija pequeña de Sabino. Detrás de Amalia Pérez están Tamara Duque, Viceministra del Interior y Coordinadora del “Plan Yukpa” y su Superior Tarek El Aisami.

Al día siguente un piquete de guardias nacionales (30 aproximadamente) llegó en plena rueda de prensa de los pueblos indígenas, a delimitar con cinta amarilla los espacios del “hall” del Edificio de Pajaritos, acción que fue impedida por los manifestantes, los guardias confesaron que venían más indígenas a protestar y que necesitaban buscarles un espacio. Todo esto sucedía mientras se discutía la aprobación con ajustes de precisión de la primera de las dos propuestas alternativas hechas por el Ministerio del Ambiente con el apoyo del Ministerio Indígena.

Los medios públicos sin respeto

Simultáneamente los medios públicos rompieron su silencio para televisar y radiar la voz confusa de unos indígenas pedían justicia ordinaria o “criolla” cuando el conjuntos de los pueblos originarios en Venezuela y del Continente tienen como lucha fundamental el reconocimiento de sus propias leyes y el derecho a sus territorios ancestrales.

Es lamentable que un proyecto que anuncia la tarea radical de desmatelar un estado burgués por uno socialista y popular lo primero que haga sea convertir el aparato comunicacional en un aparato de propaganda del estado burgués, donde no tiene cabida la lucha social y la crítica revolucionaria, donde los voceros se elevan desde el poder que da administrar la renta petrolera en nuestro nombre y donde los locutores tienen una medida policíaca de cual es la crítica razonable y constructiva y cual es la crítica conspiradora y sediciosa.

Quisieron olvidar y olvidaron, que las nuevas relaciones liberadas son fundamentalmente relaciones de comunicación y diálogo y que los medios deben construirlas, cuando pasan verdaderamente a manos de los pueblos. Hay excepciones númerosas, incluso colectivas, pero fueron maniatadas por la línea oficial de ministros que olvidaron su memoria y su propio respeto.

Rectificaciones y revisones serias y verdaderas
Es impresionante para nosotros dar testimonio del discurso de la burocracia indígena, que en todas las ocasiones al ser abordados sobre estos asuntos no se daba por enterada y pedía información, y una vez enterada e interpelada preguntaba, “aja, que necesitan”. Una rectificación y reimpulso serio del gobierno sobre este caso empezaría por la destitución inmediata de Nicia Maldonado Ministra de Pueblos Indígenas y de Tarek El Aisami, Ministro Relaciones Interiores y Justicia, responsable del Plan Yukpa y del criminal intento de dividir y confrontar a hermanos indígenas de una misma lucha.

Lamentablemente esta solución sería aún poco o nada, ya que la verdadera revisión pasaría por disolver el ministerio pues es un mecanismo nefasto de perversión de las relaciones del estado con los pueblo indígenas y un de desnaturalización de sus dirigentes coptados por la burocracia y para intereses mezquinos distintos al destino de sus pueblos, su cultura y sus comunidades.

Una revisión sería pasaría por disolver los consejos comunales indígenas y aceptar la interlocución del gobierno para los proyectos, con el gobierno ancestral indígena, ya que estos dividen y disuelven la cultural y las relaciones ancestrales de resistencia de nuestros pueblos originarios y los convierten en mendigos de prestamos y aportes, los desarraigan de su plan de vida. Que no decir que la solución en el caso del Ministerio de Relaciones Interiores, pero este no es asunto de esta editorial que se conforma con imaginar una destitución como voluntad de nuestras voluntades revolucionarias.

La lucha de los pueblos y la revolución
La Sociedad Homo et Natura, las comunidades indígenas en lucha de la Sierra de Perijá, la Universidad Indígena de Venezuela y la Causa Amerindía Kiwxi se afirman como un referente de la voluntad autonómica necesaria al movimiento popular y social para reorientar nuestro proceso revolucionario, sin temor alguno de levantar la palabra de dignidad y respeto a la altura del destino de las causas y luchas qie hicieron y conformaron la rebelión y la resisitencia de nuestros pueblos.

Todos tenemos mucho que aprender, todos hemos aprendido. La palabra del Presidente Chávez, en la que confian los huelguistas y la mayoría de los revolucionarios se pone a prueba, vamos al diálogo convencidos de que no son sencillas las rectificaciones, que para que se solucione definitivamente esta deuda social y política, habrá que cumplir con la palabra de cambiar el sistema y el sistema es fundamentalmente cambiar el modelo de desarrollo que pone la extracción de minerales por delante de los derechos, la vida, la agricultura campesina y de la soberanía de los pueblos.

La causa indígena amerindia puede curar con remedios originarios a la revolución de enfermedades que son incuralbes desde el sectarismo, desde la prepotencia y desde el poder, sólo se requiere dialágo, no subordinación, trabajo colectivo, no línea ferrea, palabras, no silencio, y mucha valentía a la altura del compromiso.

La cuestión de fondo continuará, más allá de lo que se haya logrado en los días de huelga, o de lo que salga de la reunión con el presidente Chávez. Nos referimos a de los grandes negocios con las transnacionales energéticas, representadas en este caso especifico en el gobierno Ruso, ya es de todos conocido los contratos que trajo el Presidente en su maletín, todos ellos afectan directamente los territorios indígenas en todo el país.

El Gobierno se empeña en relaciones internacionales que se sustentan no en el intercambio de los pueblos, sino en el intercambio mercantilista y depredador, crea acuerdos de energía nuclear que no ha consultado ni informado a los que se verán más afectados por estos planes y al conjunto de nuestro pueblo.

Dos consignas antiguas desde la esquina de Pajaritos para todo el movimiento popular, indigena y obrero que hoy sueña con un destino común y teme perder la oportunidad de lograrlo.

¡El Socialismo se conquista peleando!
¡Luchar hasta vencer!
¡Libertad para Sabino Romero y los yukpas presos ilegalmente!

¡Tierra indígena, sin minas y sin ganaderos!