hOY ATARDECÍ PENSANDO...

hOY ATARDECÍ PENSANDO... el cacique SABINO ROMERO es el niño que grita "el rey está desnudo...el rey está desnudo..."

sábado, 27 de febrero de 2010

Febrero Nuestro, un canto de rebeldía

21 años de la Jornada Popular
iniciada el 27-F de 1989

Valga la oportunidad para recordar que las luchas de nuestro pueblo en toda su historia, tuvo en ese 27-F un punto nuevo de arranque que abrió una etapa revolucionaria aún en curso.

Con ella surgieron las primeras consignas estratégicas aún vigentes, frente a un sistema capitalista que expoliaba a Nuestramérica a través de políticas de ajustes neoliberales, los denominados Paquetes Económicos. Se instalaba en la cabeza de nuestro pueblo una disposición de cambio, que aún se mantiene, que dio paso posteriormente al Proceso Popular Constituyente y que era reflejo de lo que expresaban las primeras pintas de esa jornada: ¡Constituyente Ya… Refundemos la República!

La Jornada de Lucha Febrerista se convertiría en el disparador de grandes movilizaciones de carácter revolucionario donde comienza un proceso demoledor de la IV República: el Pueblo Venezolano sepulta el gobierno de CAP, cataliza los procesos insurreccionales cívico- militares del 4F y 27N del año 1992, derrota los partidos puntofijistas AD y COPEI en las elecciones de 1993 cuando llena de votos los partidos centristas de la Causa R y los agrupados en lo que se denominó “el chiripero”, cinco años después produce otro cambio cualitativo donde conduce al Comandante Chávez a la Presidencia de la República en las elecciones de 1998.

Estos son, a grandes rasgos, los hechos que marcan con contundencia la acción revolucionaria de un actor colectivo entre los años que van desde 1989 hasta el año 1998 y que a partir de allí comenzó a consolidar su propio apellido: Pueblo Bolivariano. Con su auténtica identidad, que recoge toda la gesta libertaria independentista, vota un cambio de Constitución y abre la primera década del Siglo XXI en medio de luchas que apuntalaban la defensa y profundización del ahora Proceso Bolivariano. En estos últimos diez años descolló en multitud en los momentos precisos y dando ejemplo de su fina intuición revolucionaria y sabiduría colectiva: 13 de abril de 2002, derrota del golpe petrolero, triunfo aplastante contra el revocatorio del 2004 y un largo etcétera que demuestra la viva disposición de cambio que se mantiene en nuestro pueblo y que constituye la gasolina de todo proceso revolucionario.

El espíritu revolucionario del Pueblo Rebelde que protagonizó las Jornadas de Febrero abrió la autopista a innumerables victorias: pequeñas, grandes, forjadas a sangre y fuego desde ese momento hasta ahora. Sin 27-F es imposible hablar del actual Proceso Revolucionario. Todos los honores al Pueblo Rebelde Febrerista que nos legó la Voluntad de Cambio Colectiva que ha forjado las victorias.

Seguramente los hombres y mujeres febreristas no tenían clara la opción de cambio socialista, pero sí sus premisas transicionales: contra la burguesía empresarial, banquera y comercial extranjera y nacional; contra la corrupción, acaparamiento y especulación que ellos promueven de manera natural; contra la burocracia partidista, sindical, institucional, militar y de todo pelaje; por trabajo, salario, vivienda, educación y salud dignas. Ellos sabían que había que transformarlo todo y al costo que fuera, intuían que había que construir un nuevo modelo de vida, de producción e intercambio. Sabían que lo que estaban viviendo para ese momento era una mierda, es decir, el capitalismo: su lógica y cultura. Por eso voltearon todo e iniciaron el proceso de cambio: abrieron la situación revolucionaria. Y hoy, después de 21 años, estamos claritos: hemos avanzado que jode, pero nos quedan aún muchas jornadas de combate estratégicas para seguir avanzando en las premisas transicionales de carácter socialista. Sin ningún tipo de optimismo iluso: vienen batallas duras y requerimos de la mejor experiencia revolucionaria de nuestro pueblo, de sus hombres y mujeres más destacados y luchadores, los más anticapitalistas, antiburocráticos e internacionalistas

¡¡ Solo el Pueblo Salva al Pueblo!!

Movimientos Populares de Catia, La Pastora y 23 de Enero