hOY ATARDECÍ PENSANDO...

hOY ATARDECÍ PENSANDO... el cacique SABINO ROMERO es el niño que grita "el rey está desnudo...el rey está desnudo..."

jueves, 31 de diciembre de 2009

SABINO: Navidad del pueblo Yukpa en resistencia

LEONEL GALINDO

Ahora en navidad, a la media noche del nacimiento del niño Jesús, se cumplen dos (02) meses de silencio forzoso o privación ilegitima de la libertad de los indígenas SABINO ROMERO y ALEXANDER FERNANDEZ, sin testigos o pruebas validas que comprometan la responsabilidad penal de los hoy imputados, solo existe en actas un conjunto de acciones de investigación criminalisticas de naturaleza simulada, induciendo de manera intencional la autoría, a través de la prueba de balística (ANALISIS DE TRAZA DE DISPAROS) donde se pretende convencer al operador de justicia ordinaria, que los presos accionaron las armas de fuego, generando la muerte de los occisos en la investigación policial, sin valorar la cultura Yukpa (informe antropológico y de autoridad indígena) y sus medios ancestrales de justicia, sin embargo ambos detenidos han sido sometidos a un conjunto de torturas psicológicas y represión militar que cercena el derecho del debido proceso, presunción de inocencia y la afirmación de la libertad, a pesar de la violación del CONTROL CONSTITUCIONAL, contenido en el Articulo 19 del Código Orgánico Procesal Penal, asimismo se pretende ignorar in profeso la garantía de ser una república multiétnica y pluricultural, y así impedir la acción colectiva y societaria de recuperar las tierras que fueron despojadas a sangre y exterminio a cada una de las comunidades Yukpa. Hoy veintiuno (21) de Diciembre del (2.009), siendo aproximadamente las dos y veinte (2:20pm) me apersoné a la sede del Batallón de Infantería Venezuela (Fuerte Macoa) en la ciudad de Machiques de Perijà del Estado Zulia, y así imponer a nuestros defendidos el conjunto de alegatos, ofrecimiento o pertinencia de las supuestas pruebas presentadas por el Ministerio Publico en Escrito Acusatorio de noventa (90) folios, donde se puede leer como fundamento criminal la condición de indígena o rebelde en defensa de los derechos a la identidad de un pueblo que ejerce el alcance y principios plasmados en la Constitución Nacional Bolivariana, Titulo I I I, Capitulo V I I I, y la Ley de Demarcación y Garantía del Habitat y Tierras de los Pueblos Indígenas, como consecuencia del Proceso Constituyente activado desde la rebelión civil del 27 y 28 de Febrero de 1.989. La dignidad y conciencia del pueblo Yukpa en la Sierra, se personifica en la lucha de resistencia a la explotación y exclusión social o cultural a la que ha sido sometido la mayoría de las comunidades Yukpa, la visibilidad del Cacique SABINO ROMERO, lo ha confinado a la Privación de su Libertad en el interior del Fuerte Macoa, a SABINO y su pueblo no le perdona el sistema capitalista su osadía de ocupar las tierras que por años han servido de garantía económica para que la burguesía criolla recibiera crédito y financiamiento a sus proyectos ganaderos, que para nada incluye la existencia o sobre vivencia de los indios que habitan el pie de monte de la serranía perijanera, a pesar de la criminalizaciòn de ladrón de ganado a la cual ha sido sometida la vanguardia indígena en esta zona ganadera, después de cuarenta y cinco (45) de investigación policial, determinan que de actas no se puede probar que haya participación o responsabilidad criminal del Cacique SABINO ROMERO, sobre el delito de abigeato, causa esta que produce la confrontación de la comunidades de Shaktapa y Guamo-Pamocha en la cuenca del río yaza, como acción dirigida por los ganaderos para el pago de la indemnización del Gobierno Nacional sobre las mejoras o bienhechurias de las Haciendas: Tizina, Kusare, Paja Chiquita y Medellín, recuperadas por el heroísmo y combatividad del hoy prisionero del Sistema de Justicia del Watia. Ahora bien, la vitrina de la sierra de perijà, como se identifica el proyecto YUKPA, ha venido transformando la cultura de construcción de palma, madera, barro, arcilla, piedra, caña brava, cocuiza y demás derivados, en modernas viviendas de origen capitalista con cemento, bloques, cabillas, acero, zinc, hierro, vidrio, pintura, plástico, granito y mármol, rompiendo así con dicha imposición la tradición y costumbre de edificación y obras de hábitat cultural de acuerdo al ecosistema y el ambiente que le rodea, como también la pretensión de desarrollar un sistema de educación que viola los principios y valores, igualmente la medicina curativa y comercial recorre cada rincón de la zona, promueven la medicina de bata blanca y ambulatoria, desconociendo la medicina natural y preventiva como medio para garantizar la existencia en la relación con la naturaleza madre y la preservación de la biosfera que resguarda el oxigeno de la litosfera, hidrosfera y la atmósfera que mantiene la relaciones de humanas entre los habitantes.-

Si te interesa el artículo...Pincha aquí

miércoles, 30 de diciembre de 2009

Chávez: ¿paladín de la defensa del medio ambiente, o un actor más en el reparto de Copenhague?

Simón Rodríguez Porras*

Ante las evidencias irrefutables que dan cuenta del fenómeno del calentamiento global como una consecuencia de la acción humana, los gobiernos burgueses, auténticos perros guardianes del sistema capitalista, organizaron una cumbre en Dinamarca para discutir acerca del tema. Con la hipocresía que caracteriza a la política internacional, los responsables de salvaguardar el sistema capitalista depredador, ahora se postulan para “contrarrestar” los costos ambientales del modelo económico que defienden.
Para ello, se arman de propuestas como asignar fondos a los países periféricos a cambio de que preserven algunos reservorios naturales, y unas metas limitadas y a largo plazo en materia de reducción de emisiones. Pero ni siquiera para esta limitada e inefectiva agenda existe consenso en la burguesía internacional. Por ello, para acordonar la cumbre y mantener a raya a los incrédulos y los indignados, se desplegaron miles de policías en Copenhague, y cada día de deliberaciones se cerró con decenas o centenares de detenidos.
Finalmente, son irrelevantes los acuerdos a los que pueda llegar la burguesía internacional para mostrar en la vitrina de los medios de comunicación como demostración de la sostenibilidad del capitalismo y la justeza y generosidad de los explotadores. Son irrelevantes desde el punto de vista ambiental y por lo tanto social; no se puede olvidar que todos los desastres ambientales son también desastres sociales, y los llamados pasivos ambientales son uno más entre los mecanismos por medio de los cuales la ostentosidad de los capitalistas brota de la miseria humana.
Quienes padecen más directamente la contaminación y la escasez de recursos indispensables para la vida: agua potable, aire limpio, o tierra habitable, son siempre los más pobres. Estas mayorías populares no tuvieron voz ni participación en la cumbre, excepto frente a las barricadas policiales.
El presidente Chávez, como es costumbre, acaparó la atención con un discurso grandilocuente, en apariencia antisistema, en el que criticó al capitalismo, la falta de democracia en el sistema internacional, el imperialismo, e invocó adagios religiosos. Pero antes de atacar la hipocresía estructural de la cumbre, más bien le añadió un flanco izquierdo a la farsa.
Criticó el Premio Nobel de la Paz otorgado a Obama, siendo que en abril de este año Chávez declaró que Obama representaba la esperanza de la humanidad y la promesa de un mundo sin armas nucleares. Criticó los auxilios financieros a los grandes bancos, cuando su gobierno acaba de inyectar millones de dólares al sistema financiero para atender a la quiebra de varios bancos que estaban en manos de familiares de altísimos funcionarios del gobierno. Criticó la desigualdad social, cuando en Venezuela las cifras oficiales dan cuenta de que la brecha entre ricos y pobres ha crecido en los últimos diez años. Criticó las emisiones producidas por los países ricos, pero en los últimos dos años casi el 95% de las exportaciones venezolanas han estado representadas por hidrocarburos, con lo cual se ha profundizado la dependencia de la economía venezolana respecto de los combustibles fósiles, que son la principal fuente del efecto invernadero. Chávez se mostró preocupado por la deforestación y la desertificación, pero funcionarios del Ministerio del Ambiente han mantenido una pelea legal por convertir la Cuenca del Río Caura en una reserva forestal, pelea que afortunadamente han perdido; mientras que la explotación del carbón en la Sierra de Perijá ha significado una depredación ambiental de enormes proporciones, al tiempo que esta explotación impulsa nuevos proyectos depredadores como Puerto Bolívar.
Y es que Venezuela es un país dependiente, subdesarrollado y monoproductor, que cumple cabalmente su función como engranaje en el mismo sistema capitalista del que habla Chávez de manera desenfadada en sus discursos. Por otra parte, en Venezuela Chávez ha dicho repetidas veces que su propuesta reformista involucra a la “burguesía nacional”, con la cual el gobierno está obligado a realizar una “alianza estratégica”; de tal manera que es a esos sectores “aliados” a cuyos intereses se debe la acción del Estado venezolano, y no a propósitos revolucionarios.
Por esta razón, visto sobre el telón de fondo de la acción política concreta del gobierno venezolano, el gesto del presidente Chávez de presentarse en Copenhague como un vocero de los explotados y marginados del mundo, no pasa de ser una mueca siniestra. Es falsa la oposición entre capitalismo y “socialismo del siglo XXI”. La verdadera oposición es de clases, entre explotadores (incluyendo las llamadas burguesías nacionales y sus gobiernos aliados) y explotados. La oposición es entre el capitalismo en todas sus variantes, incluido el pseudosocialismo del siglo XXI; y su negación, el socialismo revolucionario.
De haber sido sinceras las palabras del presidente, habrían ido acompañadas de hechos que demostraran una auténtica autocrítica. Quizás se habría aprovechado la tribuna de Copenhague para destituir a la ministra del ambiente y al viceministro Sergio Rodríguez, un furibundo enemigo de la conservación ambiental y de los pueblos indígenas. Pudo haberse aprovechado la oportunidad para conceder la justa reivindicación de la creación del Parque Nacional Caura, protegiendo con esa medida aquellos territorios que hasta ahora su gobierno ha querido convertir en reserva forestal. Pudo haber anunciado la liberación del cacique Sabino Romero, digno defensor de los territorios del pueblo Yukpa, y haberse reconocido el territorio ancestral de los pueblos indígenas de Perijá. Pudo haberse anunciado que se descartaban todos aquellos demenciales proyectos de super gasductos y autopistas que cruzan la amazonía y la Gran Sabana. Pero no, el presidente optó por mantenerse dentro de los márgenes de su política y marchar por el flanco izquierdo de la gran comparsa burguesa de la hipocresía en Copenhague. Aunque dijo algunas verdades innegables, Chávez no puede pretender erigirse en paladín del ambientalismo cabalgando sobre los yukpas asesinados y sobre los desastres ambientales que produce su política desarrollista en alianza con la burguesía.

Si te interesa el artículo...Pincha aquí

19 de julio: a 30 años…¿gobierna la izquierda en Nicaragua?

Mónica Baltodano: fue comandante sandinista, formó parte del Estado Mayor de la Capital que dirigió la insurrección de Managua en el marco de la revolución de 1979, fue Ministra de Asuntos Regionales entre los años 1982 y 1990, actualmente es diputada por el Movimiento de Rescate del Sandinismo.

Breve introducción histórica
La dulce y valiente Nicaragua estuvo fuera de las noticias del mundo durante más de quince años, luego de que el gobierno sandinista, que llegó al poder por la insurrección de un pueblo en armas en 1979, fuese derrotado en las urnas en 1990. El Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), fundado por Carlos Fonseca en 1963, tiene sus antecedentes en la resistencia antiimperialista de Sandino, asesinado en 1934. Su desarrollo como organización revolucionaria fue el resultado de un prolongado y rico proceso de lucha en la montaña y la ciudad. La revolución victoriosa, fruto de la unidad de todas las tendencias sandinistas y de la participación masiva del pueblo, estaba presidida por una conducción colectiva, acompañada de cientos de cuadros jóvenes formados en las más duras condiciones de lucha y con valores éticos incuestionables.
Las condiciones de pobreza y exclusión que encontró el gobierno revolucionario no pudieron ser cambiadas pero se hizo importantes esfuerzos en educación, una alfabetización ejemplar, se masificó la atención en salud, se democratizó la propiedad a través de la reforma agraria y se organizó el ejército y la policía con los mandos y tropas de la guerrilla sandinista.
La llamada “guerra de baja intensidad” que durante sus dos mandatos mantuviera el presidente estadounidense Ronald Reagan contra el sandinismo produjo, a final de los años ochenta, un total colapso económico. Los más de 50 mil muertos y la caída del campo socialista, entre otros factores, minaron la capacidad de resistencia de una parte del pueblo. Reagan no había logrado destruir militarmente la revolución pero había creado las condiciones políticas para la victoria electoral de la derecha unificada en la UNO1 que obtuvo 53% de los votos contra el 42% del FSLN en 1990.
Los gobiernos conservadores y neoliberales que gobernaron Nicaragua desde entonces se concentraron en el restablecimiento pleno del modelo capitalista y su economía de mercado, en restaurar al gran capital criollo, revirtiendo todas las transformaciones, políticas y sociales, que pudo hacer la revolución.
Se emprendió un abierto proceso de cooptación del liderazgo sandinista. La paz se convirtió en la paz de los sepulcros para la mayoría y una nueva minoría tomaría las riendas del país.
La transmutación del sandinismo en danielismo
Como hemos señalado en otras ocasiones, la derrota coincidió con la capitulación del socialismo real y el reflujo mundial de las ideas revolucionarias. Esto influyó en la desmoralización y dispersión de la conducción revolucionaria y en la incapacidad de desarrollar una estrategia de resistencia en las nuevas condiciones. La acción sandinista osciló entre la lucha popular, la negociación desde arriba y el reparto de cuotas de poder y seguridades. Resumidamente los resultados de estos años fueron:

1 -El desmontaje de las principales transformaciones, en especial las referidas a la propiedad social. Poco a poco las propiedades importantes volvieron a sus antiguos dueños y no pocas fueron repartidas entre algún grupo de sandinistas, construyéndose de esa manera el grupo económico y empresarial sandinista.
2 -De la conducción colectiva se involucionó hacia el caudillismo de Daniel Ortega, quien terminó controlando completamente el aparato del partido y las direcciones de las organizaciones populares afines. El control fue posible gracias a la sucesiva expulsión y toma de medidas represivas contra quienes disentían de su línea y forma de operar. Además de ser el único secretario general del partido desde 1979, Daniel llegó a establecer el principio de que sólo él puede ser el candidato del FSLN, prácticamente bajo la premisa de “el partido soy yo”. Pública y oficialmente ha declarado que él es el eterno candidato porque sin él “solo queda el caos para el sandinismo”.
-Daniel Ortega llevó al FSLN, en 1998) al establecimiento de un Pacto de alternabilidad y repartición de todos los órganos del Estado con uno de los grupos más importantes de la derecha. El Partido Liberal Constitucionalista (PLC) con el caudillo Arnoldo Alemán2 a la cabeza, dirigido por reconocidos somocistas desplazados del poder, quienes también lograron construir otro grupo económico emergente mediante el uso y abuso de los bienes del Estado.
-El pacto con Alemán permite que ambos caudillos controlen hoy todos los poderes del Estado: Corte Suprema, Consejo Supremo Electoral, Contraloría de la República, jueces, magistrados de apelaciones. Todas estas instituciones son utilizadas para premiar a los amigos y castigar a los adversarios.
-Las diferencias del cardenal Miguel Obando con el presidente Enrique Bolaños (2002-2007), un gobernante conservador que quiso distanciar el poder civil del eclesiástico, fueron aprovechadas por Daniel Ortega para articular un nuevo pacto, esta vez con el alto jerarca de la iglesia católica que en los ochenta combatió sin piedad al sandinismo. Esta última alianza ha conducido al FSLN a comportarse como un partido confesional en el cual prevalece un mensaje cargado de religiosidad: todos sus principales actos partidarios están presididos por un jerarca de la iglesia católica. Esta “santa” alianza condujo últimamente al FSLN a la derogación del aborto terapéutico establecido en el código penal nicaragüense desde el siglo XIX. En Ocasión de la criminal derogación del aborto terapéutico, Rosario Murillo esposa de Daniel Ortega y vocera oficial del partido y del gobierno declaró: “Somos enfáticos: No al aborto, sí a la vida. Sí a las creencias religiosas, sí a la fe, sí a la búsqueda de Dios, que es lo que nos fortalece todos los días para reemprender el camino, el FSLN respalda la posición de la iglesia católica y de las iglesias en general, contra el aborto en cualquiera de sus formas porque es un atentado contra la fe, contra la vida” 3.
-El principal compromiso de Daniel Ortega con Alemán fue la desmovilización de la lucha popular a cambio de cuotas de poder institucional. En efecto para 1997 la lucha de masas parecía haber llegado a su fin. Las organizaciones cuyos principales dirigentes pasaron a ser diputados o parte de las estructuras de poder, dejaron de resistir y de luchar.
-Durante los últimos dieciséis años, el FSLN de Daniel Ortega terminó por ser un aliado indispensable en la aplicación de las políticas neoliberales en Nicaragua. Los gobiernos pedían gobernabilidad y daban a cambio seguridad personal, espacios institucionales y ventajas en los negocios y propiedades recién adquiridas a los nuevos capitalistas sandinistas ligados al caudillo. Todos los planes de ajuste, las condicionalidades del FMI, las privatizaciones de las comunicaciones, la energía o la seguridad social, fueron aprobadas sin resistencia alguna. Para 2005 y a manera de culminación de este proceso, siendo presidente del parlamento el danielista René Núñez se introdujo en el Parlamento por decisión política de Daniel Ortega la aprobación del TLC con Estados Unidos y a principios de 2006 fueron los votos de la 3 bancada del FSLN los que permitieron que entrara en vigencia mediante la aprobación de las llamadas leyes complementarias.
¿Existe una izquierda en Nicaragua? Aunque el FSLN en los años ochenta no llegó a proclamar oficialmente que su meta era la construcción del socialismo, como fuerza de izquierda revolucionaria su orientación no admitía lugar a dudas. La lucha por la liberación nacional y el socialismo habían sido proclamadas por el FSLN de Carlos Fonseca.
Debemos reconocer que la dirigencia superior e intermedia de los años ochenta tenía una variada composición, que incluía desde militantes con formación marxista y clara definición ideológica que aspiraban a un cambio integral del sistema, hasta dirigentes y personalidades cuyo énfasis era el poder, la democracia formal y cambios únicamente en el sistema político, es decir, derrocar a la dictadura para instaurar la democracia.
Daniel Ortega nunca se inscribió dentro de los comandantes con una formación y perfil ideológico definido. Quizás en parte por ello fue incorporado a la Junta de Gobierno y luego propuesto a presidente para las elecciones de 1984. Su liderazgo fue una larga construcción que se terminó de reafirmar después de la derrota de 1990, cuando su condición de ex presidente y negociador de todas las luchas iniciales de resistencia le permitió gozar hasta hoy de muchas prerrogativas, seguridad, una pensión igual al salario del presidente de turno, tiempo y abundantes recursos para movilizarse por todo el territorio nacional.
Aunque Ortega ha tenido un comportamiento pendular y esquizofrénico, hablando en distintas direcciones de acuerdo al auditorio y con una práctica política que se distancia abismalmente de sus discursos, sigue usufructuando de los espacios conquistados en nombre de los ideales revolucionarios y del prestigio histórico del sandinismo. El FSLN, sin los referentes claves de un partido de izquierda (ideología, conducción colectiva, principios, formación política, debate político), cuenta con una base que simplemente se adhiere a la tradición de ser sandinista a partir de la figura de Ortega. Hoy se puede decir que hay sectores que son más danielistas que sandinistas y casi otorgan a Ortega categoría de deidad4. Este fenómeno, unido a la cooptación por dependencia de puestos y prebendas, fortalecen la sumisión y explica la capacidad para mantener el status quo al interior del partido. Las campañas del FSLN, siempre con Daniel como candidato, fueron convirtiéndose progresivamente en una perorata vacía y repetitiva. La campaña electoral del FSLN en 2006 se realizó con los lemas de “Paz, reconciliación, amor, la voluntad de Dios”. Se ampliaron alianzas con sectores otrora somocistas, hasta el punto que Ortega llevó como vicepresidente a uno de los principales operadores de la CIA que actuaba como parte de los líderes civiles de la contra en los años ochenta5.
Hasta esta campaña las relaciones con los movimientos de izquierda en Latinoamérica habían sido limitadas a los contactos convencionales con dirigentes de otros partidos y sus foros tradicionales como el de San Paulo. Sus vínculos con los movimientos sociales y antineoliberales eran inexistentes. El FSLN padecía el desprestigio de “la piñata”6, el enriquecimiento de sus líderes convertidos en importantes empresarios y la falta de renovación de liderazgo y candidato. Pero en un escenario latinoamericano en que se proclama la emergencia de la izquierda con las victorias de Hugo Chávez, Lula Da Silva, Michelle Bachelet, Evo Morales, Tabaré Vázquez, Ortega apareció estrechando vínculos con el gobierno de Venezuela. Su discurso interno siguió limitado al perdón, el respeto a la propiedad privada, el compromiso de seguir trabajando con el FMI, impulso a los compromisos con el CAFTA y el derecho a tener una nueva oportunidad, combinado con las grandes expectativas de una masiva ayuda Venezolana. En este escenario, la presencia de una fuerza alternativa que se ubicara a la izquierda de Ortega era sumamente importante. Sin embargo no se pudo lograr. La Alianza Movimiento de Renovación sandinista (MRS) integrada por distintas agrupaciones y movimientos políticos con distintos niveles de radicalidad, se expresó como una fuerza que ofrecía acabar con el pacto, la corrupción, con la subordinación de las instituciones a la lógica de los caudillos.
Pero no se presentó con un programa que incorporara una propuesta alternativa a los gobiernos neoliberales, dispuesta a acabar con la subordinación al consenso de Washington. Si bien denunciaba a los gobiernos anteriores, el uso del aparato del Estado para favorecer a las elites empresariales, en especial del sector financiero, y ofrecía una política tributaria y distributiva más justa, no se interesó en perfilarse como una fuerza de izquierda. Efectivamente, en la Alianza MRS, coexisten fuerzas de distinto matiz ideológico. El Rescate del Sandinismo, un movimiento sin personería jurídica, aglutina a luchadores sandinistas con reconocida militancia de izquierda, antiguos cuadros y dirigentes del FSLN de vinculaciones y raíces más populares. Por otro lado en el Partido Renovador Sandinista, prevalecen quienes se autoproclaman de centroizquierda.
Mientras algunas personalidades de la Alianza como Ernesto Cardenal y Carlos Mejía Godoy se consideran antiimperialistas, algunos dirigentes como el propio candidato a la presidencia no tienen una nítida postura de oposición al neoliberalismo. En realidad, en el conjunto de esta alianza se hace un marcado énfasis en los cambios político-institucionales mas que en la modificación del modelo, aunque hay que reconocer “que es conocida y probada la honradez moral de sus integrantes”7. La izquierda, electoralmente hablando, apareció representada por Daniel Ortega y para la mayoría de los votantes este significaba confrontación, guerra, autoritarismo, inestabilidad, pacto, corrupción. No hay duda, en cambio, que para los votantes sandinistas el FSLN significa trabajo, escuelas, salud y mejoría en las condiciones de vida. En el escenario inmediato, para los votantes nicaragüenses el debate de las elecciones no era entre izquierda y derecha.
El discurso de la derecha insistió en que el FSLN era la izquierda dura comparando astutamente a Ortega con Chávez y Fidel Castro. Mientras, una parte significativa del sandinismo histórico votó por la Alianza MRS en rechazo a Daniel Ortega y sus políticas. En síntesis, en las condiciones particulares de Nicaragua concurrimos a unas elecciones donde las propuestas programáticas nunca llegaron a significar rupturas importantes con el status quo. Mientras en la vecina Costa Rica, donde el PAC8 perdió por unos cuantos votos, el debate giraba alrededor de las privatizaciones, del TLC, en esencia de una alternativa al camino de la dictadura del libre mercado.
Victoria electoral de 2006: ¿Es esto un gobierno de izquierda?
En estas elecciones el FSLN decreció en términos absolutos y relativos. Subsanó el decrecimiento (10%) entre los sandinistas gracias a una política de alianzas pragmática pero el resultado de 37.9 % de los votos válidos confirma que la verdadera fortaleza de Ortega fue la capacidad de alimentar y sostener la división de sus adversarios políticos: los liberales, que obtuvieron más del 50% de total de votantes, al presentarse divididos perdieron.
En los primeros días el gobierno, Ortega hizo importantes anuncios sociales: se suprimirían de inmediato los cobros en las escuelas que se habían disfrazado de “contribuciones voluntarias”, se eliminarían los cobros en los hospitales públicos y se entregarían medicinas gratuitas a la población. Igualmente se anunció el programa Hambre cero que otorgaría una contribución directa cercana a los dos mil dólares a 75 mil familias campesinas en los cinco años de gobierno, o sea unas quince mil familias en promedio anual.
La presencia del presidente Chávez en la toma de posesión también se acompañó de importantes anuncios, como la garantía de un flujo de diez mil barriles de combustible diario, 40% del cual sería pagado a un interés concesional y a 25 años de plazo9, la apertura de una representación del Bandes (Banco Nacional de Desarrollo de Venezuela) y el ofrecimiento de diez millones de dólares para financiar a bajos intereses el sector agrícola campesino. Adicionalmente, se firmó el compromiso de instalación de una refinería para procesar 150 mil barriles diarios que permitirá abastecer el mercado regional centroamericano. También se incluyó importantes programas de salud para los sectores populares similares a los de Venezuela con Cuba.
La tónica de la relación con Venezuela ha marcado en mucho la retórica oficial, que suscribió con entusiasmo el ALBA y se ha sumado discretamente a la propuesta de construcción del “socialismo del siglo XXI”, pero sin dejar nada claro sobre los cambios reales que se operarán en la economía nacional y en el sistema político.
Políticas económicas: más de lo mismo
A principios de 2007, Ortega confirmó que no tenía ninguna intención de modificar la esencia de las políticas económicas de los anteriores gobiernos neoliberales. Se mantendrían las relaciones con el capital internacional y nacional y la subordinación del estado nicaragüense a las condicionalidades del FMI pidiéndole sí, “una mayor flexibilidad para los programas sociales”. En esa dirección pagó de inmediato a los banqueros nicaragüenses mas de 100 millones de dólares de la o­nerosa deuda interna y reafirmó en todas sus letras el Presupuesto General de la República tal cual lo dejó el gobierno conservador que le precedió. Al pasar de los meses, la cuestionada política fiscal no ha sido revertida. Importantes sectores, incluyendo los bancos, siguen obteniendo exorbitantes ganancias que no son gravadas11. El diálogo directo del gobierno con los grandes empresarios se ha realizado exitosamente hasta hoy y no hay expresiones de descontento de los principales grupos capitalistas, tanto nicaragüenses como centroamericanos. La oligarquía criolla, en particular financiera, va de la mano con el gobierno de Ortega por lo menos hasta ahora. Recientemente logró firmar, siempre en secreto, el memorando de entendimiento con el FMI.
Su comportamiento dual puede ser ejemplificado con un caso. Mientras en una concentración de obreros de las centrales sindicales afines al FSLN Ortega atacó fuertemente a la transnacional Unión Fenosa, se comunicaba por debajo con el rey de España para propiciar un entendimiento con esta empresa garantizando su estabilidad y permanencia en el país como monopolio distribuidor de energía. Lo que efectivamente se hizo y de manera pública.
En fin, desde el primer día, el gobierno mostró los rasgos que lo han caracterizado hasta ahora: Una política pendular, muy determinada por las influencias inmediatas, un discurso radical, altisonante, izquierdista, unido a una práctica concreta en materia económica que no se diferencia sustancialmente de los gobiernos de la derecha. Las mismas políticas neoliberales con un poco más de “sensibilidad social”. Adicionalmente ha mostrado una tendencia a la concentración de poder, al secretismo, el control y un menosprecio a la institucionalidad democrática del país que para un importante sector, en especial profesionales, estudiantes y clase media resulta preocupante.
“El plomo flota y el corcho se hunde”: privatización de la ayuda venezolana, relaciones con Estados Unidos y democracia.
Uno de los desafíos del gobierno de Ortega es hacer una administración transparente y honrada luego de su cuestionada relación con Arnoldo Alemán. No obstante, las primeras señales van en dirección contraria.
En estos días se hizo público un conocido rumor que desde una oficina de la secretaría del FSLN – convertida hoy en Casa Presidencial– se deciden y se consiguen fallos favorables de tribunales de justicia, civiles y penales, siempre que “aporten” a sus jefes buenas ganancia económicas o políticas. La denuncia ubicaba al ex diputado sandinista Gerardo Miranda como el operador de un chantaje millonario a una empresa turística en un conflicto de tierras en una de las playas del Pacífico. El diputado conservador Alejandro Bolaños Davis, confiado en su status de inmunidad, respaldó y dio amplia difusión a la denuncia. La reacción del gobierno fue la de usar todo el poder del pacto con Alemán y contra toda ley y legalidad defenestraron del parlamento a Bolaños. “La oposición y denuncia de la corrupción te puede costar tu cargo” fue el mensaje.
El manejo de la generosa ayuda Venezolana, al margen del presupuesto de la República es también fuente de corrupción y clientelismo. Centenares de millones de dólares quedan fuera de los controles estatales. Serán empresas mixtas, con un manejo privado, y presididas por conocidos incondicionales danielistas quienes administraran estos importantes recursos. Desde la propia campaña electoral las fuerzas de Ortega recibieron urea para ser entregada masivamente a los campesinos. Después de las elecciones el gobierno anunció que seguiría recibiendo más urea, pero su manejo ha sido discrecional, clientelar y al margen de los controles institucionales. Como afirmó el principal dirigente de la Federación de Cooperativas “El gobierno usa la urea, un recurso económico, para hacer clientelismo político. De hecho, eso es lo que está pasando. Porque a la urea venezolana hasta hoy le han puesto tres precios: el que le dan al distribuidor con afinidad partidaria, el que le dan a los dirigentes de gremios privilegiados y el que le dan a los comunes y corrientes. Y eso no es justo, no es educativo, no es correcto e introduce una serie de deformaciones. Eso es un semillero de corrupción12.
En este divorcio entre discurso y realidad se ubica también las relaciones con el gobierno estadounidense. Por años Ortega había sostenido frente a Estados Unidos que la preservación de los misiles defensivos SAM-7 en manos del Ejército no era negociable. Que se trataba de un asunto de soberanía y seguridad nacional. Sin embargo mandó a su canciller a Washington para ofrecer la destrucción de una buena parte de los mismos a cambio de equipos médicos y medicinas norteamericanas. El ofrecimiento luego se hizo público y según informan oficialmente está en proceso de negociación. Al tiempo que sube su retórica antiimperialista, privilegia y formaliza sus relaciones con Taiwán en detrimento de las relaciones con China. A la inversa de lo que hace su vecino el derechista presidente de Costa Rica Oscar Arias.
Se ha dicho que en Nicaragua “el plomo flota y el corcho se hunde”. Las calles de Managua están llenas de grandes vallas con la foto de Ortega con la primera frase de la Internacional: “arriba los pobres del mundo”, mientras, en la realidad, sólo siguen para arriba las ganancias de banqueros, de las corporaciones de zonas francas, de los inversionistas extranjeros, de la clase política criolla y se fortalecen las políticas económicas neoliberales. El presidente del Banco Central anunció que no se alcanzará el nivel de crecimiento proyectado para este año que era superior al 4%. Señaló que el crecimiento “será igual al crecimiento del año anterior alcanzado por el presidente Bolaños”. Alguien comentó: esto no debería sorprendernos si en esencia se trata de las mismas políticas.
En el terreno de la democracia política, esta dinámica del ejercicio privado del poder público se fortalece día a día. Rosario, la esposa de Ortega, anunció en nombre del Frente Sandinista y del gobierno la creación y organización de unos nuevos organismos de base conocidos como Consejos de Poder Ciudadano. En la cúspide de ellos se coloca la primera dama. Los consejos organizados por el partido deberán erigirse en máxima autoridad en el territorio, sustituyendo las instancias legales establecidas en la Constitución, la Ley de Participación Ciudadana y en la Ley de Municipios. Las decisiones de dichos consejos deberán ser atendidas por alcaldes y ministros, según se pretende.
Pero no sería justo afirmar que todo lo que hace el gobierno está mal. Este recibió un país que ya estaría quebrado de no ser la ayuda venezolana. Los sectores populares –aunque sin mucho entusiasmo según las últimas encuestas– esperan que su situación cambie. Hay esperanzas de cambio y, mientras existan, hay posibilidades de lucha.
La cooperación ofrecida de Venezuela, Cuba, Irán, constituyen una oportunidad que el gobierno tiene que saber aprovechar. El desarrollo de las relaciones con Cuba y Venezuela, los viajes de intercambio, particularmente de jóvenes propiciará nuevos niveles de conciencia sobre la necesidad de un cambio real y profundo en Nicaragua. La caricatura de una nueva revolución que ofrece hoy la cúpula danielista tendrá que ser superada por el rescate del sandinismo de Carlos Fonseca.
Si te interesa el artículo...Pincha aquí

El asma política del proceso y el respirito de la crisis financiera

José Javier Franco

La política exterior del gobierno del presidente Chávez apunta, parece ya no caber duda, a una integración latinoamericana cuyos fundamentos sean la soberanía y autodeterminación de los pueblos; la solidaridad y complementariedad social, política, económica y cultural; la cooperación con otros pueblos del Sur; la promoción de un escenario multipolar y plural que incida democráticamente en la toma de decisiones; la defensa del ambiente y la promoción de un modelo de desarrollo, al menos, de menor impacto; el rechazo a cualquier intento de sometimiento externo, principalmente a las pretensiones de dominación estadounidenses pero también a aquellas agresiones que provengan de cualquier otro país, incluida la cercana y siempre un poco más problemática de lo que uno quisiera, Colombia.
Desde lo que denominamos el pensamiento crítico o “progresista”, difícilmente podría uno oponerse a una política internacional semejante, aun cuando pudiera pedírsele, en alguna que otra cosa, un poco más de músculo, de empuje, o se pregunte uno por qué otros países latinoamericanos más o menos cercanos a Venezuela no terminan de asumir la ALBA, o de aceptar la entrada plena de nuestro país al Mercosur. Ello responde, lógicamente, a lo ilógico de la política latinoamericana, específica en cada caso; a las fuerzas en pugna que enfrentan, por ejemplo, Lula da Silva, Cristina Fernández o Fernando Lugo en sus respectivos congresos. Pero decía que, en líneas generales, la política externa del gobierno del presidente Chávez es, acaso, una de las más coherentes de su gestión, diga lo que diga la derecha.
Las más recientes cumbres de Mercosur, Alba y Copenhague servirían de ejemplo suficiente, sin tener que retomar discusiones previas como la posición cuasi unánime de Unasur frente al golpe de Estado en Honduras, que ha hecho movilizar por los países del cono Sur a la descarada diplomacia de Washington, o la anterior condena a la agresión del gobierno de Uribe contra Ecuador, al violentar su soberanía incursionando en su territorio para bombardear un campamento de las FARC.
Sin embargo, no ocurre lo mismo a lo interno. Mira uno hacia adentro y las contradicciones saltan a la vista. La eficacia y la eficiencia del Estado crecen de forma inversamente proporcional a la multiplicación de ministerios, entes públicos, planes de desarrollo, iniciativas públicas de inclusión y misiones. El “Poder Popular” que tan rimbombante suena en el nombre de los ya casi incontables y siempre mutantes ministerios no es más que un vacío semántico, político, ideológico, pero sobre todo pragmático. Y no hablo del poder popular real, concreto, apenas mal atendido por las instituciones del estado, salvo, quizá, honrosas excepciones, sino de esa entelequia en la que lo han querido convertir haciendo un uso indiscriminado de los términos, en un intento del poder instituido por absorverlo.
El aparato mismo del Estado aparece hoy más burocrático que nunca durante los 10 años de gobierno; la incapacidad para solucionar problemáticas como las de vivienda, servicios básicos o seguridad ciudadana abren distancias cada vez mayores entre los “funcionarios” públicos y la gente. El maltrato al ciudadano común en casi todas las instituciones del estado es ya, más que queja cotidiana, lamento continuado. A pocos venezolanos se les oye decir, agradecidos como si de un favor se tratara, que en este o aquel organismo público le solucionaron el problema, le dieron pronta respuesta o al menos fue bien atendido. El descontento, muéstrenlo o no las encuestas oficiales, se deja sentir en la calle, en las conversaciones con los amigos, en las reuniones entre militantes, en el pueblo en general.
Lo que pasa en simple. Mientras se sostiene un discurso socialista, de inclusión, de lucha contra la pobreza, desde el que se caracteriza al pueblo no sólo como partícipe y protagonista, sino como “soberano”, se siguen nombrando ministros, viceministros, directores generales y jefes de división con un pensamiento descaradamente de derecha. Y son ellos los que ponen en práctica la política, son ellos los que le dicen a los trabajadores qué hacer y que no y cómo; son ellos los que trazan, no las grandes líneas políticas, sino la concretas prácticas políticas cotidianas, el día a día de la política pública, ésa que deberían llegar a la gente, a los de abajo, y que entorpece más bien la relación comunidad – estado.
Hay, pudiera decirse, una fuga del chavismo a todo nivel que amenaza convertirse en estampida. Con ello no estoy diciendo, ni mucho menos, que pudiera darse de forma alguna un acercamiento de esta “disidencia” a la derecha. La oposición canalla no sacará frutos de la crisis interna por la que atraviesa hoy la “revolución bolivariana” y las razones están marcadas con sangre y hambre en la historia reciente de Venezuela. Hablo, sí, de una izquierda crítica del chavismo que piensa ya en la construcción de una vía distinta de participación e, inclusive, de confrontación con esa “boliburguesía” enquistada en el poder, con ese “nido de alacranes” sobre en el que reiteradamente se le ha advertido al presidente Chávez que se encuentra sentado. Esa disidencia hacia la izquierda, ya cuestiona, directa y abiertamente las decisiones que a lo interno ha tomado el propio Chávez respecto a muchos aspectos de su política interna; pero, sobre todo, la rotación entre ministerios y otros cargos públicos de las mismas caras ampliamente rechazadas por los venezolanos de todo tipo, incluso a nivel electoral.
La disfuncionalidad estatal, que fue una de las primeras señales de que algo estaba fallando y empezó a generar el clima de descontento, dio paso a los escándalos de corrupción, que profundizaron las distancias entre “las bases” y la pseudo-dirigencia chavista. Hoy, la cosa va más lejos. La persecución, detención ilegal, encarcelamiento y hasta asesinato de líderes sociales, indígenas, campesinos, sindicales, comunicacionales, críticos del estado-gobierno, crea una confrontación definitivamente más profunda y una crisis que, de ideológica, pasa a ser abiertamente política. Los casos de Sabino Romero en Zulia, detenido por enfrentar a las mafias que se esconden tras la Comisión Presidencial para la Demarcación de las Tierras Indígenas, cuyos intereses coinciden con los de las grandes trasnacionales del carbón; la sentencia contra Carlos Chancellor en el estado Bolívar, el asesinato de Mijail Martínez, hijo del líder social Víctor Martínez por las denuncias contra los grupos parapoliciales en Lara, son algunos de los casos que dejan entrever una confrontación mucho mayor entre una élite política abiertamente corrupta y antisocialista que ha hecho metástasis con el gobierno “revolucionario” y los líderes sociales, los militantes de base, la gente misma.
La debacle del chavismo, más allá del liderazgo de Chávez, que pudiera o no sobrevivir a una crisis que pareciera agravarse con el curso de los días, podría conducir a una radicalización desde abajo del proceso revolucionario, que impulse y ejecute ella misma las transformaciones necesarias y urgentes. Pero también podría derivar en un debilitamiento paulatino del compromiso y la conciencia política y social alcanzada hasta ahora, principal logro del “proceso”, que devenga apatía y permita no sólo el regreso de la derecha más recalcitrante, sino que imposibilite cualquier proyecto político progresista en un futuro próximo.
Ante la evidencia de esta crisis, el gobierno se ha apresurado a destapar algunas ollas y disminuir la presión que amenaza con ahogarlo en las próximas elecciones parlamentarias. Como siempre, el presidente Chávez debió salir a dar la cara ante el país y se puso su más cerrado uniforme discursivo para enfrentar el desfalco bancario, dejando que “rodaran” algunas cabezas cercanísimas, como la de Jesse Chacón, aunque ello más bien dejara bien parado al ex ministro, incluso para sectores de la derecha más recalcitrante como Julio Borges. Pero ello no garantiza más que un respiro, insuficiente para pasar la crisis asmática que agobia al “proceso”.
Si bien las medidas tomadas por el presidente Chávez han capitalizado a su favor la credibilidad en su persona, ello no termina de conjugar a favor de su gobierno, que aparece como un armatoste insostenible y del que nadie entiende por qué Chávez sigue con su peso a cuestas, a sabiendas de que éste constituye el peso muerto que ya no sólo no le permite avanzar, sino que lo arrastra con él hacia el fondo.

¿Y si se hunde, dónde quedará el proyecto de integración latinoamericana? No podemos negar la importancia estratégica, política y económica que representa Venezuela para el proyecto de integración y liberación de América Latina ¿Cómo sobrevivirían, aislados, los gobiernos de Correa en Ecuador, de Morales en Bolivia, de Ortega en Nicaragua, por nombrar sólo algunos de los más cercanos y dejando por fuera de esta preocupación a Cuba, que sin duda ha sobrevivido crisis mucho mayores y buscaría las formas de seguir haciéndolo, pero que igualmente recibiría un duro golpe si llegase a caer la revolución bolivariana? Lo que se está jugando en Venezuela, aunque suene grandilocuente, es el destino de nuestra América. En eso no parecen detenerse los burócratas depredadores del entorno presidencial y el resto de funcionarios altos, medios y bajos del gran aparato roto del estado.
La salida a la actual crisis de la “revolución bolivariana” pasa no sólo por un examen político del entorno presidencial, sino principalmente por un examen del propio Chávez, que debe ir de vuelta a la calle a reencontrarse con el descontento popular que lo erigió líder del proceso. O Chávez oye al pueblo, o el proceso se hunde.

Si te interesa el artículo...Pincha aquí

martes, 29 de diciembre de 2009

Petroecuador y su muerte anunciada

Amparo Sigcha

La entrega del Campo Sacha, la joya de la corona, a la empresa Río Napo, es la muestra de las desviaciones privatizadoras del Gobierno, de que la derecha actúa y de que el neoliberalismo puede volver.
La estrategia de los gobiernos para acabar con Petroecuador ha sido el boicot y el desprestigio de la empresa, aduciendo la falta de recursos, de tecnología y culpándole al personal de la baja de producción, de poco profesionalismo y calificando a sus integrantes de inoperantes, ineptos, corruptos, etc. Se ha dicho también que Petroproducción tiene serias limitaciones técnicas. El presidente Correa públicamente ha reconocido las bondades de la empresa privada y la excelente labor que realizan sus trabajadores, sin razonar que la escuela del 90% de trabajadores petroleros privados fue Petroecuador, y que son las mismas labores las que se realizan en las dos empresas. Es importante señalar que muchas de las empresas extranjeras que llegan al país, se han llevado a técnicos ecuatorianos, en un gran número, por la capacidad, desempeño y conocimiento de ellos.
Por otro lado, es preciso indicar que la baja de producción se debe a la inoperancia de la administración y de los gobiernos, incluido éste, que se han negado a invertir en los campos productivos, el caso más reciente es Sacha; y se continúa con la misma política privatizadora y bajo leguleyadas firman contratos ilegales como fue la extensión de 10 años del contrato de Repsol en el manejo del campo Tivacuno en el 2005; la operación del Bloque 15 y de los Campos Edén – Yuturi y Limoncocha, Pacay, Quilla, Aguajal y Pañacocha, así como las demás áreas y/o campos que determine Petroecuador, antes en manos de la OXY, actualmente de Petroamazonas.
En su análisis sobre la historia de la entrega de campos, Galo Benítez, ex trabajador de la Estatal, menciona que los mismos empresarios que denigraron a la Estatal Petrolera están vinculados con el actual y los gobiernos anteriores; es así como “José Luis Ziritt, ex trabajador de PDVSA, fue cuota política de Lucio Gutiérrez y luego representante de este gobierno en el Directorio Político de Petroecuador y fue quien presionó para la entrega del campo Sacha”. Carlos Quiroz, ex funcionario de Texaco, ex gerente de Petroproducción, hoy es flamante Superintendente de Operaciones de la Río Napo”.
El Eco. Wilson Pástor, Gerente de Petroamazonas, es militante de la Izquierda Democrática, está ligado a los negocios petroleros y a la empresa Dygoil; fue Presidente Ejecutivo de Petroecuador y salió por las denuncias de corrupción que hicieron los dirigentes de Petroindustrial de entonces, con pruebas del mal uso de los bienes de la empresa en 1999 (viajes en el avión de Petroecuador con amigas).
Fernando Villavicencio, ex dirigente petrolero, manifestó que “no es solo el boicot económico, es una farsa la campaña publicitaria de los marinos que administran la empresa en cuanto al incremento general de Petroecuador, ya que la producción hace dos años era de 176 mil barriles y en el 2009 se ha incrementado a 182 mil barriles. La población no conoce que Cuyabeno y Sansaguari del bloque 27 fueron revertidos al Estado en este año, y esa producción diaria que está entre 3800 a 4000 barriles los marinos hábilmente le sumaron a la de Petroproducción; si se resta las dos cantidades se obtiene 177 mil barriles, por lo tanto, en tres años, con una inversión de más de mil millones de dólares en torres de perforación, de reacondicionamiento y tubería para Petroproducción, solo se ha subido mil barriles. Cuál es el incremento?.
Además indicó que “no habrá incremento en la producción del Sacha, ya que según el contrato con Río Napo, sobre los 50 mil barriles de producción base actual se cobrará el incremento ofrecido (20 mil barriles), pero la realidad es que la producción cada mes cae; y para el 2014 mantendrán los 50 mil, pero como la producción base serán 40 mil barriles, los 10 mil barriles de diferencia le costarán al país 17 dólares cada barril, porque constará como producción incremental; costos altísimos para la empresa por una mentira”. La única verdad es la represión y el miedo que han impregnado en los trabajadores de la empresa”.
Para el Eco. Jorge Pareja, Lcdo. Galo Benítez, el Dr. Luis Arauz y Fernando Villavicencio, la petrolera estatal está siendo desmantelada, la entrega de Sacha es un acto ilegal, y coinciden en que en este proceso de entregas y creación de compañías mixtas de distintos países se entregarán los campos Shushufindi, Auca, Libertador, el resto de las joyas de la corona, campos que le siguen a Sacha en inversiones y tecnología.
Por su lado, el gobierno ha hecho alarde de la tecnología que la estatal venezolana PDVSA utilizará en el Sacha y en la construcción de la nueva refinería en Manabí, pero eso es otra mentira porque PDVSA no fabrica nada, es una empresa petrolera estatal como Petroecuador, los proveedores de tecnología para el Ecuador, Venezuela, y otros países de la región son SINOPEC, PGP, CPV, SLUMBERGER, HALYNBURTON, BUNKER.
Todo este proceso de entrega de recursos se encuadra en un proyecto del presidente Correa que trata de anclarse en los nuevos bloques internacionales que se están construyendo, que son las BRICS, por el despunte en la economía china; hipótesis con la que coinciden el Eco. Jorge Pareja y Fernando Villavicencio.

Si te interesa el artículo...Pincha aquí

VATTIMO: EL COMUNISMO POR-VENIR

Javier Biardeau R.

Es tiempo de profundizar en la recopilación de trabajos del texto: “Ecce Comu: como se llega a ser lo que se era” (Vattimo; 2009), para comprender que cosa no es el comunismo posmoderno que propone el filósofo italiano Gianni Vattimo.
Evaluar la obra abierta, creativa y crítica de quién se ha hecho no sólo portavoz del “pensamiento débil”, de una tónica posmoderna alejada de los mitos sobre la relación entre neoconservadurismo y posmodernidad, sino de un modo distinto de imaginar la esperanza comunista, asimilando las implicaciones del nihilismo activo para la reflexión de la izquierda post-68.
La radicalización de su posición política se comprende a partir de la toma de postura de Vattimo frente a la guerra imperial contra Irak por parte de la administración Bush, el imperio y su Estado de control social, ante los pre-textos del “terrorismo” y las “armas de destrucción masiva”, así como desde su desacuerdo ante lo “políticamente correcto” del reformismo italiano, que muestra cada vez más su inoperancia política ante el racismo, el fascismo, una centro-izquierda asimilada y absorbida por los “insuperables límites” de la economía de mercado y la democracia en clave del Pentágono y de la OTAN. Se trata de romper con una izquierda sumisa al dictado de Thatcher: “No hay alternativa al capitalismo”.
Para despecho de algunos, el Cristo-Comunismo de Vattimo aparece en su más clara manifestación, continuando un diálogo con corrientes de la llamada filosofía de la liberación, como Enrique Dussel en Nuestra América:
“(…) la iglesia que me transmite la Biblia ya no es tanto la de la jerarquía católica (que solo en 1870 llegó a ser dogmáticamente infalible) sino más bien la de la comunidad de los cristianos que (…) diverge de la manera misma de vivir y concebir la práctica cristiana, de los palacios vaticanos” (p.10).
Se trata de una ruptura, desde las comunidades cristianas de base, con la “santa alianza” entre la Iglesia-jerarquía, el conservadurismo político y el orden capitalista imperial, que ha diseminado el espantapájaros del “ateísmo comunista” para defender los estados de dominación y las desigualdades que ellos perpetúan.
Así mismo, se trata de una lucha contra la retórica de neo-conservadores como Samuel P. Huntington y su falaz tesis del “choque de las civilizaciones”, que como lo dice Vattimo es:
“pura máscara ideológica de la lucha por la defensa del dominio capitalista sobre los recursos del planeta” (p.12).
La primera parte del trabajo de Vattimo en Ecce Comu, denominada “Una larga marcha a través de las oposiciones”, retoma el tránsito desde la izquierda reformista hacia lo que él llama como “subversivismo democrático” (p. 59-73), un planteamiento que asegura la filiación entre la democracia de alta intensidad, o de alta energía, las experiencias consejistas y el comunismo libertario, marcando una posible articulación entre revolución y reformas radicales de base.
Se trata obviamente, de un claro rebasamiento de la sub-cultura estalinista-positivista del marxismo burocrático, de cualquier figura del "Socialismo Científico", y se relaciona a una desfundamentación radical del traslado de la racionalidad de las ciencias instrumentales a la vida social, ética y polìtica:
“Tal vez la herencia marxista a la que los socialistas no deberían renunciar es precisamente aquella que más traicionaron las democracias populares de tipo soviético, la idea de que la economía política no es una ciencia natural, y que por tanto, no puede autorizar ninguna planificación rígida de la economía que se pretenda científica.” (p.16).
El proyecto marxiano de la sociedad des-alienada, lo reconoce Vattimo, es completamente antagónico del marxismo-positivista y su mito industrialista-desarrollista; pues lo que es humano y digno no es el apoyo a “esencias naturales”, “leyes de la historia” o “esencias metafísicas”, sino que se trata de asumir la plena responsabilidad de unas elecciones argumentadas y compartidas, en un ambiente donde se gestionan políticamente desacuerdos.
Para Vattimo, es el desacuerdo y los acuerdos políticamente gestionados lo que lo diferencían de Habermas y su ideal de la acción comunicativa, pues no hay posibilidad de fundamentarse en el conocimiento preciso de la “verdadera naturaleza” de los hombres y las cosas: Papas y comités centrales mandan en nombre de “leyes” y “esencias naturales” que no son accesibles a los simples fieles o los proletarios “empíricos”.
También cuestiona Vattimo el uso de la retórica de los “derechos humanos” y de la “democracia” por parte de la democracia mediática y el imperio como “esencias objetivas” en la lucha contra el “terrorismo” y los “bárbaros”. Vattimo desmantela la alianza metafísico-moderna entre la verdad objetiva y el autoritarismo social (p.18), cuestionando, al igual que muchos pensadores libertarios, la relación entre regimen de verdad y voluntad de dominio.La coherencia del “pensamiento débil” se mantiene cuando afirma:
“Si como creo que hay que hacer, sintetizamos estas conclusiones sumarias de Nietzsche y Heidegger con el lema: No hay hechos, solo interpretaciones, y también esta es una interpretación”, fundamentaremos el comunismo libertario sobre una concepción hermenéutica de la sociedad; una sociedad para la cual el conflicto de interpretaciones es un modo de funcionamiento normal, que precisamente debe consistir en la lucha entre interpretaciones diversas, que se presenten como tales (p.160)”.
Contra el comunismo moderno, positivista-cientificista, Vattimo afirma: “el revolucionario comunista, al igual que su adversario burgués, siempre es parte interesada, nunca un representante de lo humano auténtico”. No hay un “universal objetivo”, pues “las razones en conflicto no son una verdad contra un error, sino interpretaciones contra otras interpretaciones (intereses contra otros intereses)” (p.161).
La relación entre metafísica y violencia (problematizada desde Nietzsche hasta Levinas), coloca en un lugar problemático la reflexión sobre la subversión democrática (la democracia de alta energía), sobre el término revolución y la llamada “comadrona de la historia”: la violencia política. Vattimo sugiere que la "violencia revolucionaria" podría ser funcional a la estrategia de dominio del imperio, que cuenta con los mas poderoos recursos de imposición de la violencia policial-militar.
Así mismo, Vattimo lanza argumentos contra el marxismo soviético y contra las “burocracias de partido” que pretenden imponer una verdad privilegiada o exclusiva. El comunismo democrático rompe con la última de las garantías metafísicas, con el conocimiento “objetivo” de lo “real”, en tanto que orden existente de los vencedores que busca asegurarse desde la retórica del realismo filosófico. La figura de Stalin, como ultima ratio que garantiza la correcta linea de pensamiento queda desmantelada, al disolverse la pretnsión de fundar la verdad desde una epistemología autoritaria.
Para Vattimo: “seguro que para la electrificación es útil saber como funciona la pila, pero solo el soviet decide que hacer con la electricidad”. El soviet respeta la “naturaleza” en la medida en que esta le sirve para construir una sociedad libre del poder (p.156). Una sociedad libre de poder, que rompra con estructuras de propiedad, que cuestione el poder mediático, que parta de las experiencias de base de lo común, son dimensiones del comunismo posmoderno.
El comunismo por-venir nada tendría que ver con los detractores y sicofantes del horizonte libertario, tan marcados por su funcion policial y de disciplinamiento en el campo de la izquierda, asì como cuestionando la consigna liberal de la tolerancia por diferencias que conduce a una “tolerancia represiva”, asumiendo frente a la angelical ética habermasiana el desacuerdo como piedra angular de la “democracia de alta energía”. Vattimo identifica como adversarios a la democracia dictada desde el Pentágono, las relaciones de dominación, el dictat mediático y las estructuras de propiedad.
Sabemos que hay demasiados mitos sobre el ambiance posmoderno. Uno de ellos es que neutraliza las emancipaciones. Pues eso depende. Vattimo coloca un dedo en la llaga cuando plantea que la posmodernidad puede ser un buen punto de partida para repensar las emancipaciones, la ampliación de los espacios de libertad y la liberación social.
Vattimo reconoce que el comunismo posmoderno, con métodos democráticos puede parecer fácticamente imposible, pero la historicidad y artificiosidad de la “condición humana”, realza las opciones ético-políticas para convencer con buenas razones incluso a los propios adversarios ideológicos.
Vattimo retoma la lucha gramsciana por la hegemonía ético-cultural, rebasando la matriz de las “guerras religiosas y metafísicas” y su meta-relato de la “violencia justa” (Obama dixit), pués identifica que la guerra de ideales esta basada en un fundamento metafísico-moderno.
Que emerja rebosante de alegría una nueva aurora: el comunismo libertario, democrático y posmoderno. Más allá del colapso del socialismo real y de los cercos imperiales, es posible repensar la esperanza comunista desde nuevos horizontes de sentido. Más allá de integrismos modernos y posmodernos en clave conservadora.

Si te interesa el artículo...Pincha aquí

Basura de Verdad

El Cayapo

La Basura de Verdad es la no reciclable, la que no sirve para nada sino es para perturbar el mundo de los ríos, el tiempo de las playas, el aire puro que necesitan las ideas por la vida, los olores gratos, la simplicidad del hombre.
Primero fue el verbo, dicen. Después llegaron ellos, los invasores, la basura de verdad, la no reciclable, y lo expropiaron y lo embasuraron todo para volver al hombre desperdicio. Entonces hicieron del verbo, de la palabra: el chisme, la estafa, la traición.
No les bastó la corrupción del dinero sino que trascendieron hasta alcanzar tornar putrefacta la actitud humana más noble.
Por no se sabe que revista científica descubrieron que la audición es el último sentido que se pierde en la agonía, entonces urdieron la trama la estrategia e inventaron la trampa y asaltaron los sentidos y le atracaron al hombre la facultad de oír el juego de las aguas, el peso de la vida ante la levedad de la muerte, el verbo del corazón; únicamente para controlar policíacamente el qué dirán y lo que sienten, piensan y rabian los que aún apenas se sostienen en vivir, por sobre la pobredumbre gerencial en la generación Basura Humana de Verdad.
Fueron más allá: traficaron con la sonrisa y el abrazo en las campañas electorales, sembraron la desconfianza en las cosechas, prostituyeron los milagros, empantanaron la fe minaron la amistad, enfermaron las profesiones, desvirtuaron el amor, se hicieron actores y lloraron frente a las cámaras, entonces también putearon el llanto. A partir de allí surgió la suerte del paranoico y del sin credo en la esencia de las ciudades: ver en todo otro al invasor proselitista enmascarado, cuya misión es invadir de descomposición a desechos de mentira para en la alquimia hacerlos Basura Humana de Verdad.
Para esta hora del poema ya no existe la calma. El temor hace la ronda, sometiendo clandestina la honestidad, las edades y los nombres, las direcciones y los bares.
Tal el poder que ha escalado la Basura Humana de Verdad que tocó presidentes con su vara de estiércol y los volvió intriga de alcoba y corrupción. Desde tal altura ya no les fue difícil nombrar secretarias privadas de la vida privada de los jefes, ministros de la seguridad secreta de los basureros políticos; diputados, generales y religiosos mulas de la adicción.
Ya todo, casi todo lo habían colmado y les estaba siendo fácil. Jugaron a la caridad con la tristeza y cambiaron parques, potes de leche popular y tapas de zinc por votos. Y así iban sumando la invasión, produciendo desesperanza para tener como héroes, tragedias que resolver. Luego venderían la imagen de la bondad y el sacrificio.
Quizás tú, o yo seamos uno de ellos en tránsito a la espera de turno en los crematorios donde se derrota los más prístinos sueños de la vida en Basura Humana de Verdad.

Soy el hombre actual
soy el hombre pantalón
el revolucionario licor
el de la palabra a media luz.
Soy la mentira y la derrota
y lo que queda de la crisis.
Soy el hombre actual
una necesidad eterna de estar ebrio
una colección de amaneceres.
un colchón de desperdicios
unas ganas enormes de continuar el circo
Sólo el claxon del aseo urbano es mi despertador
Y a paladas limpia de mi
los basureros
Debían haberme botado a mi
también.
Mis ojos se avergüenzan
de verse en mi mirada
estorbo en mi cuerpo
y mi alma sobra entre los muertos.

Profundizaron más, volvieron Basura Humana de Verdad la verdad y entraron a las casas con la facilidad de la magia sentimental que ofrecen los ladrones, y corrompieron lo sagrado y apuraron la muerte de la infancia a punta de hambre y de promesas; apoyados por la tele y sus secuaces, burlaron la sensibilidad y formaron a casi todo un pueblo en frío, a imagen y semejanza de los dioses del dinero, hasta invadir los huesos de la carne para podrir de fondo y sumarlos irreversiblemente al país que no nos pertenece.
Hay basura humana de verdad, la que no sirve para nada, ni siquiera para que la boten. Y si algo espera es convertir Basura Humana de Verdad el círculo del mundo hasta volverlo luto para siempre.
Hay otra basura, la que debe su existencia a la dignidad de haber servido alguna vez al calorcito de los cuerpos, a la frescura de los días donde hasta su otoño gravitó su más respetable intención. Esa que aún en lo inútil permite seguir sirviendo a un país de todos, esa que espera ser tocada por el viejo hombre nuevo como aquel que entendió sin ambajes la maldición del hombre en su desmedida ambición; y definió los basureros cajas de sorpresas, cuevas del misterio y del asombro, donde siempre se tiene la certeza de que aparecerá un indicio que marque el sobresalto y sonsaque la sonrisa satisfecha. Un hombre como el que volvió amarillentos periódicos aves de la tarde, chicles usados en mariposas de plastilina y a sus hijos muñecos con corazón antiguo, de escaparates inmemorables, donde se guardan todas las cosas que los niños pierden. Quien no sobrevivió al tiempo cuya moral desanda en el exilio dejando a un país huérfano de vida plena, casi botable en el aseo urbano.

Poceta.

Sabes, mi voz derrotada se transforma en cólicos.
Clandestina me recorre, truena a mi cuerpo.
Pugna la denuncia y sólo alcanza a culpar
mi podredumbre.
¡ Ah poceta!, tú que conoces tanto
lo que nadie quiere
y lleva dentro y a veces es.
Tú que sabes de los últimos libros
del precario alimento de los hombres
las borracheras de estos tiempos.
Tú que en esa soledad de sanitario
no le temes al olvido
has vencido el desprecio y soportado el despojo.
Dime poceta, tú que vives tan de
cerca los sueños
como sacar de este desierto una risa
de esta locura una razón
de este país
de ti
Un clavel.

Si te interesa el artículo...Pincha aquí

lunes, 28 de diciembre de 2009

La Minería como sustento de las economías de América Latina

César Padilla
Coordinador del Observatorio de Conflictos Mineros de América Latina OCMAL(*)

El arribo de gobiernos “del socialismo del siglo XXI” a América Latina generó expectativas en diversos sectores de la sociedad, dentro y fuera de los países donde se presenta esta tendencia.
Un sector que se vinculó a los procesos electorales de lideres de izquierda fue el ecologista. Considerado como el ala verde, más cercano a la izquierda, fue en algunos casos co-protagonista en las candidaturas izquierdistas en los diversos procesos electorales de países con gobiernos progresistas en la región.
No obstante, la discusión sobre el significado político y social del aumento en la cantidad de gobiernos de izquierda que han ido posicionándose en América Latina luego de años de hegemonía neoliberal, ha ido desplazando un análisis más profundo sobre los modelos de desarrollo de estos gobiernos.
La urgencia por reparar deudas sociales y económicas acumuladas a través de décadas o siglos en algunos casos, -por no mencionar la enorme deuda histórica con los pueblos indígenas originarios- ha hecho que uno de los énfasis más importantes en los países con gobiernos de izquierda sea la redistribución del ingreso.
Acostumbradas las sociedades latinoamericanas a la injusticia e inequidad, actualmente el énfasis en la adminstración económica de esos gobiernos recae sobre la distribución del ingreso de manera más justa y equitativa. Se logra así incorporar aunque lenta y parcialmente importantes sectores antes sumidos en la pobreza y ahora en proceso de ser parte de los sistemas productivos y de consumo.
Muchos paliativos a la pobreza tales como los conocidos bonos para combatirla han caracterizado las administraciones más comprometidas con un cambio acelerado en la condición de pobreza de amplios sectores de la población Es el caso de Venezuela, Bolivia y Ecuador. (BBC Mundo 27/05/ 2009).
¿De donde se obtienen los recursos para redistribuir y pagar los bonos de pobreza? Tanto en el caso de Bolivia como en el de Ecuador se obtienen de la exportación de recursos naturales, aunque Venezuela es probablemente el ejemplo más claro de revolución basada en ingresos por petroleo.

Bolivia ha comprometido ganancias presentes y futuras de la venta de hidrocarburos ahora singularmente “nacionalizados” y no deja de mirar la minería como fuente de recursos que puede asir al momento de requerir más presupuesto nacional para reasignar. (www.presidencia.gob.bo/bono.php)

Ecuador ha basado su redistribución en la industria del petróleo y Venezuela no ha dejado de hacerlo siendo el mejor ejemplo del sustento de políticas sociales en actividades extractivas no sustentables.

Para los tres casos, los precios de estas mercancías determinan la sostenibilidad de las políticas redistributivas. Una carta bajo la manga de estos experimentales gobiernos de izquierda es la minería. (Diario El Correo 16/01/2007)

Bolivia rico en minerales tiene una historia minera amarga por pobreza, contaminacion y altos índices de exclusión.

Depender de precios de minerales y transferir yacimientos a empresas transnacionales ha contribuido a la vulnerabilidad económica y a la perdida de riquezas por saqueo, fenómeno generalizado que caracteriza la explotación de recursos naturales en la región

¿Como se relacionan los gobiernos de izquierda con la industria minera?

Bolivia sigue poseyendo recursos minerales abundantes y los intereses transnacionales sobre ellos se mantienen. Los más importantes con la excepción de la mina estatal Huanuni se encuentran en manos privadas o bajo contratos de riesgo compartido.

Coro Coro en La Paz, San Cristóbal y San Bartolomé en Potosí, Kori Chaka en Oruro, Don Mario en Santa Cruz y el renombrado Mutun, en riesgo compartido, también en este departamento forman la base minera industrial más importante en el país.

Estos proyectos, ya sea en operación o en planificación, han recibido el apoyo del gobierno. Incluso Minera San Cristóbal en manos de Sumitomo impresionó positivamente a Morales durante una visita a las instalaciones hace unos meses. (www.hidrocarburosbolivia.com)

Por otro lado, todos estos proyecto han sido objeto de críticas provenientes de diversos sectores de ONGs y/o de comunidades, por sus efectos negativos en el ambiente y en la calidad de vida de quienes sufren dichos efectos. San Cristóbal por ejemplo es señalada por la federación campesina Frutcas como la fuente de vulnerabilidad hidrica por el alto consumo de aguas subterráneas. (www.conflictosmineros.net/contenidos/4-bolivia/4155)

Hay casos en que las comunidades se oponen de manera frontal a dichos proyectos y todos incluyen unos mas, otros menos, algún grado de conflictividad con las comunidades aledañas. (Hoy, 29/10/2009)

El proyecto Coro Coro es uno de los mas representativos de esta fiebre minera en Bolivia. (La Hora, 26/10/2009)

Las comunidades rechazaron la inauguración del proyecto pues ni siquiera había considerado la consulta acorde al Convenio OIT 169 y no contaba con la aprobación del estudio de impacto ambiental correspondiente. A pesar de ello Morales ya le había dado su visto bueno. El proyecto está en discusión. (Los Tiempos 19/11/2009)

Con el arribo de la empresa minera del Alba la presión por minerales no hace mas que aumentar.(Revista minera de Venezuela 1/11/2009)

Extractivismo contagioso y nueva deuda socioambiental

Ecuador por su parte bajo un gobierno “socialista del siglo XXI” ha recorrido un camino similar aunque marcado por una mayor desesperación del oficialismo por iniciar la actividad minera a gran escala, hasta ahora desconocida en el país. (El Comercio 21/09/2009)

Presionado por las promesas de redistribución de ingresos y mayor justicia social, pero con precios del petroleo estancados y remesas de migrantes decrecientes, echar mano a la minería se presenta como una opción tentadora al momento de cumplir los compromisos de redistribución.

Por eso, la primera ley aprobada al cabo del proceso constitucional fue la ley de minería.

También quienes se oponen o son críticos a la minería han sido transformados en enemigos del gobierno. Y de paso, las transnacionales sus aliadas.

No es entonces extraño que aquellos sectores ecologistas que apoyaron los procesos que llevaron a mandatarios de izquierda a sus sillones presidenciales hoy vean con desconfianza los pasos que estos dan para priorizar la minería por sobre otras actividades sustentables, conservación ambiental, cuidado del agua, y efectos negativos en comunidades pobres y vulnerables a las actividades extractivas a gran escala.

Por ello, iniciativas que trabajan sobre conflictos mineros en América Latina y efectos negativos de la minería como el caso de OCMAL(*) han dedicado espacios de discusión respecto a esta inquietud. Se ha planteado reiteradamente como pregunta si los gobiernos de izquierda se asemejan a los neoliberales en materia de extractivismo. Según algunos, la respuesta es afirmativa.

La siguiente pregunta formulada es, ¿si para satisfacer las necesidades de sectores pobres de la población han de ser sacrificadas comunidades que ven destruido su entorno, calidad de vida, cultura, agua, salud y condición ético-moral e incluso seguridad personal al ser forzadas a aceptar proyectos de extracción minera?

De igual modo surge la pregunta del caso sobre ¿si el desarrollo de un grupo va a seguir descansando en la miseria de otros?

El tener que hacerse estas preguntas es de enorme preocupación ya que las respuestas podrían conducir a que no habría gran diferencia en las políticas extractivistas de los gobiernos de izquierda con sus pares neoliberales. Tal vez la única gran diferencia es el énfasis en el pago de deudas sociales históricas pero a base de creación de nuevas deudas socioambientales que también en algún momento habrá que pagar. Aunque esta vez haya que considerar que muchos daños socioambientales son considerados irreparables.

Efecto de la crisis del sistema financiero

Otro factor que ha tenido influencia en el desarrollo de la industria minera ha sido la crisis del sistema financiero internacional, para situar a los responsables en el hemisferio que corresponde.

Las incertidumbres asociadas a la profundidad de la crisis tuvo efectos en los precios de la gran mayoría de las mercancías. No fueron la excepción los minerales y metales en general. El cobre por ejemplo abandonaba uno de sus mejores momentos de la historia registrando cuatro dolares la libra.

La crisis reciente castigó el precio del metal rojo llevándolo a menos de 1,5 dolares por libra. Comparado con los cerca de 60 centavos que alcanzó en los peores tiempos de la crisis asiática, no podemos hablar de una situación extremadamente crítica. Diferente circunstancia vivió el comercio del oro. Refugiarse en este metal precioso es una de las reacciones sobre todo cuando las crisis son por especulación financiera como la que vivimos. Ello levó a que el mercado del oro se mantuviera relativamente estable con un aumento en los últimos meses que lo ha puesto sobre 1150 dolares la onza. (www.economiaynegocios.cl/mercados/mercancias.asp)

El desarrollo de proyectos mineros previos a la crisis fue postergado hasta nuevo aviso. La falta de liquidez de la banca que financia el desarrollo de proyectos mineros influyó negativamente su desarrollo. La incertidumbre fue generalizada y países cuyas exportaciones dependen en gran medida de la minería tales como Chile y Perú comenzaron a calcular los efectos de la caída en la inversión minera.

Al cumplirse cerca de un año del fenomeno, la minería recobra los aires de optimismo de la época pre crisis. Con crecimiento sostenido en China y leves recuperaciones de varias economías emergentes, al menos el cobre recuperó gran parte de su caída. Los precios de este metal están bordeando los tres dolares la libra. Con costos de produccion de entre cuarenta y sesenta centavos la libra, el negocio del cobre sigue situado entre los más rentables.

Los sectores críticos a la minería que al comienzo de la crisis pensaron vivir una larga pausa en la expansión de los impactos socioambientales por nuevos proyectos mineros, hoy ven que la reactivación de la actividad puede tener mayores efectos negativos. Esto principalmente por los incentivos de los Estados que implican flexibilización laboral, ambiental y tributaria en desmedro de los derechos de los trabajadores, los ecosistemas, las comunidades aledañas y el patrimonio nacional.

En este contexto solo podemos pronosticar crecientes conflictos asociados a la actividad minera en la región. Como botón de muestra mencionamos los anuncios de instalación de una base militar en el norte del Perú para proteger el conflictivo y polémico proyecto Majaz caracterizado por atropello a los derechos humanos. (La Republica 07/11/2009)

Junto a las bases militares en Colombia, ¿sera esto el inicio de la militarización definitiva de las zonas de interés minero y recursos naturales con altos grados de rechazo de la población local?

Si esto es así, la minería estará asociada a violencia y ganará más desprestigio internacional y las campañas antimineras se desplazaran aun más a escenarios del norte.

(*) Observatorio de Conflictos Mineros de America Latina

Si te interesa el artículo...Pincha aquí

Sistema de Justicia burgués

LEONEL GALINDO

En el mundo capitalista la Administración de Justicia se basa en la capacidad económica de cada ciudadano o ciudadana, en cambio en el mundo socialista la Administración de Justicia emana de los derechos colectivos, ello proviene de las necesidades del ser humano, como centro de existencia para la igualdad, equidad y solidaridad, los derechos humanos no están supeditados a la capacidad financiera de los investigados o imputados, ni muchos menos a la cualidad de mercancía o baratija que genera un valor metálico. En el marco del modelo Occidental las minorías indígenas no son reconocidas bajo su origen o ancestralidad cultural, solo pretenden ser reducidas a vitrinas turísticas o laboratorios de exterminio humano, separando deliberada y conciente la relación del indígena con la tierra y su hábitat natural, logrando castrar su cosmo milenario y su idioma propio. Hoy las comunidades indígenas del país tienen un reconocimiento constitucional mediante el Titulo lll, Capitulo Vlll de la vigente carta magna, inspirado en el estatus de formar parte de una patria pluricultural y multiétnica de un Estado de Justicia y de libertad, mas aún se legisla en la vigencia de los derechos propios indígenas, y en la jurisdicción especial indígena, lo cual está convertido en letra muerta para cada una de las sociedades indígenas. La Justicia de Palacio y toga, no aceptan la Justicia Indígena Tradicional de sierra y montaña, sin edificios o salas de audiencias, y bajo la herejía de un secretario y alguacil de flux y corbata, o slogan de justiciero que impide que nadie puede ingresar al PALACIO DE JUSTICIA de sombrero o cualquier accesorio personal que ponga en peligro la majestad de la Dama de Justicia con sus ojos vendados, ni mucho menos vaya a osar estacionar su motocicleta o ningún tipo de vehiculo, ya que solo se dispone de parqueadero exclusivo para los operadores o funcionarios del Poder Judicial del Zulia, ningún usuario o justiciable tiene derecho a guardar su vehiculo en nuestro espacio para autos del Palacio de Justicia, esta prohibido por la superioridad de Caracas, todo se interpreta como una mitología de la burguesía para rendir culto a la explotación y al poder de dominación de una clase hegemónica que pretende mantenerse viva y vigente en la reagrupación de las tribus judiciales que ahora se reeditan en las viejas estructuras de AD y COPEI, solo que su existencia se puede proteger infiltrados como quinta columna con el uniforme y el cliché del vocabulario oficialista, vaya usted a reconocer una que otra excepción de un Juez o Jueza de la Administración de Justicia, para que automáticamente sea perseguido o execrado del culto a la majestad del Poder Judicial, y sus miembros consagrados a la defensa de los medios adquisitivos de dominación del dinero, todo opera de forma natural y bajo la cultura de maquillar la infraestructura y los emblemas de consumo en el personal del sistema de justicia, como también uno que otro rostro indígena dentro del modelo de justicia para lograr simular que algo cambia, y así todo siga igual, sin nacimiento de la justicia participativa y protagónica no hay posibilidad de fundación del sistema de justicia igualitaria y humanista. En el sistema de justicia de la Republica Bolivariana de Venezuela jamás se prevee que los detenidos comunes en la crisis de los bancos o en la desviación de fondos de los ahorristas para realizar operaciones de compra y financiamiento de bienes propios, mantenga la violación del sistema penitenciario ordenándose la reclusión de los detenidos en lugares o establecimientos ad-hoc, como también clínicas privadas o el helicoide transformado en hotel de cinco estrella para presos bancarios, como deben sentirse los presos también comunes del actual sistema de prisiones, ahí se pueden apreciar algunas costuras sin cocer, como también una jueza celebrando una audiencia sin la presencia del Ministerio Publico, pero si con la anuencia de la Procuraduría General de la Republica, y otorga un beneficio procesal de libertad a un imputado de delitos bancario sin librar la decisión jurídica, aquí hay actos que se corresponden con el sistema de justicia burgués, todavía en audiencia diaria en los Tribunales de Primera Instancias en Funciones de Control, Juicio y Ejecución del Poder Judicial de Venezuela.- El Estado Burgués se mantiene vivo y con suficiente salud de control de los medios de producción para someter a cualquier Gobierno que se haga denominar o mantenga discursivas de teoría socialista, sin praxis revolucionarias.-

ACTIVISTA INDIGENA.

SOCIEDAD HOMO ET NATURA.

Si te interesa el artículo...Pincha aquí

domingo, 27 de diciembre de 2009

Presidente Chávez: Esta denuncia es para que la lea usted, no permita que sigan saboteando a la Misión Sucre

Maracaibo, 27 DE DICIEMBRE de 2009

PRESIDENTE

COMANDANTE HUGO Chávez FRIAS

Ante todo reciba un caluroso, revolucionario y socialista saludo.

Yo, NILSA EDUVIGES ARANGUREN MARQUEZ, cedula de identidad 4.520.191, Licenciada en Educación, con Posgrado en Gerencia Educativa, Jubilada del Ministerio del Poder Popular para la Educación desde Diciembre 2006 y actualmente con tres años como docente de la Misión Sucre ( Aldea de la Cárcel de Sabaneta en Maracaibo ), y desempeñando el cargo ad-honoren de Coordinadora Académica de la Aldea ; ante Usted acudo para exponer mi gran inquietud ante la situación que vivimos el personal docente que laboramos para la Misión Sucre.
Hoy 27 de diciembre de 2009, a 4 días para finalizar este año y a pesar de todos los esfuerzos realizados por los que han ocupado y otros que hoy desgraciadamente ocupan altos cargos a 10 años de nuestra gloriosa revolución no han podido pararla. Esto lo digo por el personal docente de la Misión Sucre que a 4 días para que finalice el año 2009 no ha visto ni medio ( 4 MESES SIN COBRAR) por la labor desempeñada en la formación de miles de venezolanos y venezolanas que no tenían acceso a la educación superior. El profesor de la Misión Sucre devengan bajos ingresos (pida el tabulador de sueldos de un profesor Universitario de cualquier universidad del País y del profesor Universitario de la Misión Sucre, que somos los que trabajamos en cualquier espacio preparando a los excluidos y defendiendo este proceso revolucionario; dicha asignación se abona a los profesores cada 3, 4 y 5 meses.
Por que el Ministerio de Educación Superior ha guardado silencio ante tamaño atropello y se hace la vista gorda. Estos que han ocupado cargos dentro de la “FUNDACIÓN MISION SUCRE ” se han dado a la tarea de violar lo consagrado en la Constitución Bolivariana en materia de irrenunciabilidad de los derechos laborales y estabilidad laboral. Así tenemos, que un profesor o profesora de la Misión Sucre, no podrá obtener salario alguno cuando existan períodos de descanso, como por ejemplo fechas decembrinas o cualquier otra en donde se suspendan las actividades, propias de la finalización de un período académico; y mucho menos tener disfrute de bono vacacional, utilidades , cesta ticket y/o prestaciones sociales.
También resulta contradictorio observar como existe una discriminación entre los profesores de la UBV y los “facilitadores” de la Misión Sucre. Los primeros, resultan “docentes de primera”, ya que cuentan con todos los beneficios propios de alguien quien ejerce la docencia en cualquier universidad pública del país. Los segundos, somos sólo eso: “docentes de segunda” a quienes se les violenta los derechos laborales elementales, es decir, carecen de prestaciones sociales, vacaciones y aguinaldos. ¿Es acaso esta situación propia de un gobierno socialista?
En otras palabras, semejante aberración pone en riesgo la estabilidad de la Misión Sucre, ya que la inestabilidad de la plantilla de profesores (somos o no somos profesores universitarios) convertiría a esta misión, en un simple “rebusque económico” momentáneo para quienes deseen trabajar en ella; perdiendo automáticamente la esencia filosófica de su origen y la propia razón de existencia ( ya que los profesores al verse sub. pagados, o esperando hasta 4 y 5 meses para ver el fruto de su esfuerzo, optan por desertar) . La Misión Sucre ha entrado en una etapa de descomposición, sólo a través de un instrumento jurídico puede enmendar este desastre, lo demás es la lenta, pero segura autodestrucción.
Piensen en esta inquietud que hoy le plasmo en estas líneas, lo hago con el corazón en la mano, llamen a quien tenga que llamar y pidan información, luego hagan que se tomen los correctivos urgentes, REVISIÓN, RECTIFICACIÓN Y REIMPULSO tanto a la fundación como al Ministerio de Educación Superior que ha olvidado que Misión Sucre También existe, coloque en esos cargos estratégicos para nuestro avance revolucionario personal comprometido con el pueblo y la revolución , que sea humano, que quiera a su pueblo (no a su puesto), no se puede seguir en esta situación y acuérdese que por ahí se nos va la revolución y si se nos va la revolución, también se nos va la patria.

PATRIA SOCIALISTA O MUERTE………………… VENCEREMOS

Lcda.. Nilsa Aranguren M.

Magíster en Gerencia Educativa.

Profesora de la Misión Sucre ( Aldea Cárcel Nacional de Sabaneta, en Maracaibo)

Igualdad, Libertad, Justicia, Independencia y Patria: Ésas son las razones de nuestra lucha (Palabras del Presidente)

Si te interesa el artículo...Pincha aquí

Mónica Baltodano apuesta por las calles en lucha política

Managua.- La diputada Mónica Baltodano (sandinista disidente) reiteró que solamente una presión social desde las calles obligaría a una recomposición total del actual Consejo Supremo Electoral.

“Nosotros vamos a verlos enfrentados el próximo año a una elección de más de 60 funcionarios de distintas instituciones del Estado, magistrados del CSE, CSJ, los tribunales, en donde vamos a ver si realmente hay una ruptura real del pacto que tiene al país como lo tiene”, expresó.

Precisó que “la salida para Nicaragua, pasa por la rearticulación de Fuerzas Alternativas a ambas fuerzas(la derecha y el orteguismo), no puede ser que la salida sea o apoyar a uno o apoyar a otro, evidentemente no lo es, y por eso, aunque parezca un camino difícil, creo que hay que emprender el otro camino”.

Reconoció que “la situación es compleja porque evidentemente se necesitan 56 votos para elegir”.

Baltodano denuncia boicot danielista

La diputada del Movimiento de Rescate al Sandinismo, Mónica Baltodano dijo hoy en el programa “Buenos Días”, del Canal 12, que el gobierno de Nicaragua ejerció fuerte presión para boicotear una presentación suya en el Parlamento del país Vasco y en Casa América, a donde fue invitada para exponer la situación de los derechos humanos de las mujeres en nuestro país.

Según la legisladora, invitada por la organización “Paz con Dignidad”, “hubo una presión brutal de la Embajada (de Nicaragua) para que me quitaran la actividad de la Casa América y tuve que moverla al Instituto de la Juventud , además hubo llamadas por teléfono a los comités de solidaridad para que no asistieran a la actividad donde yo iba a estar, pero al final hubo buen lleno”, explicó.

“Pudimos llevar la información de lo que está pasando en Nicaragua, las preocupaciones que tenemos por el autoritarismo que ha demostrado este gobierno, el problema generado con el fraude electoral, las reservas que hay en el país respecto a las posibilidades democráticas con el actual CSE, los temores que se reedite el fraude a nivel nacional en las elecciones del 2011 y por supuesto un tema que le interesa muchísimo a los europeos, es sobre el tema de la situación económica en Nicaragua, que es el tema en donde más dificultades evidentemente podemos mostrar”, manifestó.

Agregó que al presentar un balance de la gestión del gobierno del Presidente Daniel Ortega en España, también dio informaciones sobre las cosas positivas que ve de este gobierno, en el aspecto de la parte social y sus logros en materia de educación.

Si te interesa el artículo...Pincha aquí

Por qué hoy nos movilizamos

COLECTIVO PUEBLO DE LARA VICTIMA DE LA VIOLENCIA SOCIAL Y POLICIAL
Transformemos nuestros duelos, nuestras rabias, nuestra impotencia, nuestras frustraciones individuales y personales en una gran protesta y rebelión colectiva. Basta ya de los asesinatos y de la violencia que gozan de la más absoluta impunidad de todas las esferas del poder publico.
Defendamos la vida de nuestros hijos, de nuestros hermanos, de todos los que tenemos derecho a vivir en paz, en el único escenario donde el pueblo puede ser oído: la calle. Ejerzamos real y efectivamente la soberanía popular con la fuerza y la legalidad que nos da el solo hecho de ser mayoría. Quienes a diario nos asesinan son y siempre serán una minoría, llamense delincuentes o funcionarios corrompidos. Dejemos de ser las ovejas del rebaño donde los lobos asesinos hacen diariamente su carnicería, secuestros y violaciones.
HOY NOS MOVILIZAMOS EN LARA POR
1.- Por que la actual dirección del CICPC no continúe investigando el sicariato cometido contra Mijail Martinez, tratando de confundir a la opinión publica con el cuento del robo, cuando el propio sicario que presentaron ante la prensa reconoció públicamente que le habían pagado tres millones de bolívares y luego el propio director del citado cuerpo declaro que habían pruebas contra el sicario como participante en el crimen. ¿Cual es o son los autores intelectuales que se pretenden encubrir? ¿Por qué la juez “Sicarioli” dejo en libertad a un asesino públicamente convicto y confeso?
Se repite de nuevo la matriz de opinión para desviar las investigaciones, tal como sucedió en el caso del asesinato de Virgilio Hernandez y del atentado contra el hijo del gobernador. Es de sobra conocido por todo el estado Lara, de la lucha a muerte entre las facciones del chavismo en la región. Acaso a escazas setenta y dos horas del crimen de Mijail, todo vieron y oyeron públicamente como el presidente de la república amenazo al gobernador del estado y prácticamente le dicto un ultimátum para que cerrara filas, precisamente con la fracción del chavismo que en repetidas oportunidades Victor Martinez y otros diputados y lideres regionales del chavismo denunciaron y probaron -desde el Consejo Legislativo del Estado- los innumerables casos de corrupción, violación de los derechos humanos y ejecuciones extrajudiciales del duo Reyes Reyes- Rodriguez Figuera. Denuncias y delitos que fueron ratificados y comprobados por otras investigaciones que el propio gobierno nacional hizo contra la policía de Lara, como la celebre investigación del General Sabas Yanes, cuyos informes oculto el propio gobernador Reyes Reyes.
2.- Porque los agentes y funcionario expulsados por el gobernador Falcon, sean sometidos a juicios, detenidos en las cárceles del país como corresponde a todo ciudadano que comete delitos. Supuestamente la ley es una sola y su aplicación no admite privilegios. Igualmente el Estado no puede ser cómplice y proteger a delincuentes brindándoles asistencia jurídica, a funcionarios que violaron doblemente las leyes del país, primero como funcionarios y luego como ciudadanos.
3.- Por un alto a la protección, privilegios y complicidad del poder judicial del Estado Lara en todo y cada uno de los juicios en los cuales están sometidos los funcionarios policiales y militares que han cometido graves delitos como homicidios y secuestro. Hasta hoy pese a los centenares de juicios contra funcionarios policiales y militares que reposan en las diversas fiscalía del estados por los mas variados delitos, prácticamente hay un solo sentenciado y todos los sometidos a juicio, lo están en sus respectivos comandos o cómodamente instalados en sus casas, mientras que el hijo del pobre o quien no tiene dinero para comprar al juez se pudre en Uribana, donde a diario se cierne sobre el, la amenaza de muerte.
El premeditado retardo judicial fruto de la componenda abogados defensores de los funcionarios policiales con los jueces respectivos se ha convertido en la burla más vil y cínica contra las victimas y familiares. Hasta ocho y mas años se retardan los procesos donde están involucrados funcionarios policiales o militares, y al final cínicamente se les deja el libertad, porque “se les violo el debido proceso”; y el victimario por subterfugio judiciales y el correspondiente dinero e intervención del poder, termina siendo victima, y los familiares de asesinado burlados.
4.- Por el cese a la matraca y corrupción contra los conductores y dueños de busetas que son diariamente objeto de atracos. A la muerte de los conductores o el asalto a que unas diez busetas son sometidas a diario en el estado Lara, se une el corrupto y grotesco proceso que significa la detención policial de la buseta asaltada y que solo es devuelta a sus dueños después de recorrer el via crucis de tener que pagar “comisiones y gastos”, en las diversas instancias del poder publico que tienen que ver con la detección de una buseta.
5.- Por la no criminalización de la víctima y la creación interesada de matrices de opinión que justifican la muerte de cualquier ciudadano por el criminal expediente de que el “fallecido tenia antecedentes” y por lo tanto su muerte esta justificada. Por esa vía se puede justificar la muerte y el asesinato de muchas figuras publicas, especialmente políticas que según las leyes del país no tienen currículo, sino prontuarios. Piénsese solamente de todos aquellos que cometieron el delito de rebelarse contra el Estado y por cuya acción se produjeron muertes.
En definitiva nos estamos movilizando por el elemental derecho de vivir en paz, en un país libre de violencia, y donde el Estado se ha convertido de hecho y derecho a traves de sus funcionarios policiales, militares y judiciales en el primer foco generador de violencia. El propio ministro de interior y justicia lo ha reconocido públicamente El ministro venezolano del Interior, Tarek El Aissami, afirmó hoy que entre “un 15 y un 20 por ciento” de los crímenes más violentos registrados en el país los cometen agentes policiales.”Del total de delitos registrados nacionalmente, entre 15 y 20 son cometidos por funcionarios policiales, sobre todo los delitos que comportan más violencia, como son los homicidios y secuestros”, declaró El Aissami. Esto significa ni mas ni menos que entre 20 a 30.000 hombres armados por el Estado y protegidos por sus superiores y el poder judicial son sencillamente la primera banda armada organizada y al servicio del Estado. Han armado y engendrado un monstruo que no solo se le ha salido de las manos, sino que hoy como sucede en Lara son el verdadero poder y quienes imponen las condiciones, cumpliéndose de esta manera el viejo pero sabio principio de que el PODER ES TENER IMPUNIDAD.

Si te interesa el artículo...Pincha aquí